Franqui Flores está preso “en condiciones horribles” y aislado, según su abogado

Funcionarios estadounidenses creen que buena parte de la cocaína que se produce en Colombia pasa por Venezuela antes de ser enviada a Estados Unidos y Europa

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Nueva York, Estados Unidos. AFP).- Uno de los dos sobrinos de la primera dama de Venezuela acusados de traficar cocaína y detenidos en Estados Unidos está aislado en una celda “en condiciones horribles”, dijo el jueves su abogado en la corte federal de Manhattan.

Franqui Francisco Flores de Freitas, detenido en 2015 en un lujoso hotel de Haití junto a su primo Efraín Antonio Campo Flores y encarcelado hace casi un año en Estados Unidos, “está en una Unidad Habitacional Especial (UHE)” dentro de una prisión de Nueva York, “en condiciones horribles”, dijo su abogado David Matthew Rody al juez Paul Crotty.

Lea también: Sobrinos Flores se declararon nuevamente como “no culpables”

“Pasó la octava noche especial en la UHE, no tiene utensilios, está comiendo y tomando todo con sus propias manos, se ha bañado solo dos veces en los últimos siete días” y tiene la luz encendida durante 24 horas, lo que le dificulta dormir, dijo su abogado.

Ambos acusados, que se han declarado no culpables de los cargos, comparecieron en la audiencia con trajes de presidiarios azules. Estaban tranquilos y escucharon la traducción simultánea al español realizada por una intérprete.

PRISIONEROS “MODELO”

“Esto tiene que terminar ahora, hoy”, dijo Rody.

El abogado de Flores de Freitas dijo no saber por qué su cliente fue aislado en la celda especial a menos de un mes del inicio del juicio, previsto para el 7 de noviembre.

Los dos acusados tendrán hasta el 20 de octubre para presentar documentos y evidencias, y el juez espera que el juicio dure unas dos semanas.

Los acusados son hijos de hermanos de Cilia Flores, la esposa del presidente venezolano Nicolás Maduro.

Fueron detenidos en noviembre de 2015 en Haití y trasladados a Nueva York por agentes de la agencia antidroga estadounidense DEA, acusados de conspirar para ingresar ilegalmente al menos 5 kilogramos de cocaína a Estados Unidos. También están acusados de participar de reuniones para planificar otro embarque de cocaína procedente de Venezuela a Estados Unidos, a través de Honduras.

La pena máxima para estos delitos es la cadena perpetua.

El fiscal señaló que la decisión de poner a Flores de Freitas en la UHE se debe a “una inquietud de seguridad que emitimos” la semana pasada, pero no precisó cuál era esa preocupación.

“Estamos a tres semanas y media del juicio, tenemos que reunirnos con nuestros clientes de manera regular, no pueden estar en la UHE”, dijo Rody.

El juez Crotty dijo al fiscal que espera que “el asunto sea corregido de manera apropiada” y que le informe del asunto este viernes, por escrito.

Tanto Flores de Freitas como su primo Campo Flores, detenidos cuando tenían 30 y 29 años respectivamente, “han sido prisioneros modelo”. “Flores de Freitas es tranquilo, obediente (…) Esto es extremadamente injusto”, insistió su abogado.

CITACIONES

Durante la audiencia previa al juicio, el juez advirtió a los fiscales que es ilegal emitir citaciones a ciudadanos no estadounidenses, aunque tengan residencias en este país como destacan los fiscales.

También dijo que este tipo de comunicaciones no puede ser realizada por correo electrónico. Los fiscales enviaron emails a tres venezolanos pidiendo su comparecencia ante la fiscalía en Estados Unidos.

El gobierno venezolano se ha mantenido en silencio sobre las acusaciones. La primera dama Cilia Flores dijo en febrero que va “a esperar que la justicia hable y después tendremos mucho para hablar”.

Funcionarios estadounidenses creen que buena parte de la cocaína que se produce en Colombia pasa por Venezuela antes de ser enviada a Estados Unidos y Europa.