AFP: Venezuela vuelve de a poco a la calma con el billete de Bs 100

Al menos un muerto y más de 300 detenidos dejaron las protestas y saqueos a comercios en varios puntos del país desde el viernes, la mayoría controlados, salvo por algunos incidentes que persistieron este domingo en el estado de Bolívar (sur), donde rige un toque de queda desde el sábado y hasta el lunes.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. AFP) – Venezuela volvía de a poco a la calma este domingo con fuerte presencia militar en algunas localidades del sur, luego de los disturbios por la salida de circulación del billete de 100 bolívares, cuya vigencia prorrogó el presidente Nicolás Maduro hasta Año Nuevo.

Al menos un muerto y más de 300 detenidos dejaron las protestas y saqueos a comercios en varios puntos del país desde el viernes, la mayoría controlados, salvo por algunos incidentes que persistieron este domingo en el estado de Bolívar (sur), donde rige un toque de queda desde el sábado y hasta el lunes.

Los desórdenes fueron desatados porque el jueves no salieron a la calle, como estaba previsto, los nuevos billetes -el más alto de 20.000 bolívares-, y fue retirado el de 100 bolívares -el de mayor circulación, equivalente a 0,15 dólares a la tasa oficial más alta-.

“En todos los lugares donde hubo violencia, que logramos controlar, hemos detenido a más de 300 participantes de estos grupos violentos“, aseguró el presidente este domingo en su programa “Contacto con Maduro”, transmitido en el canal estatal.

El gobernador de Bolívar, el oficialista Francisco Rangel Gómez, reportó un fallecido y 262 detenidos en su estado, donde fueron desplegados unos 3.200 militares para -afirmó- “restablecer el orden”.

El toque de queda no fue acatado en algunas localidades de Bolívar, donde se registraron pequeños saqueos en la madrugada y mañana de este domingo, pero horas más tarde varias zonas fueron militarizadas, según reportes de habitantes de la zona.

Las autoridades locales pusieron en marcha un operativo que incluye líneas telefónicas directas con cuerpos policiales, para la denuncia de saqueos.

Siete ciudades de Bolívar sufrieron disturbios, que según medios locales dejaron destrozos en 150 comercios, mientras que diputados y líderes opositores reportaban al menos cuatro muertos y varios heridos en este estado, sin que haya sido confirmado oficialmente.

En Guasdualito, estado de Apure (suroeste), fueron quemadas tres agencias bancarias, y en La Fría, en el estado de Táchira (oeste), oficinas públicas resultaron dañadas.

Maduro responsabilizó a la oposición de los focos de violencia. “Están bajo rejas. No venga la MUD (alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática) ahora a pedir que son presos políticos”, dijo este domingo, al informar que dirigentes opositores de las localidades fueron apresados.

EL BILLETE DE 100 VUELVE A LA CALLE

Caracas, al igual que el resto del país, estuvo en calma este domingo. La sede del Banco Central estaba despejada, en contraste con las interminables filas que hicieron miles de venezolanos el viernes y sábado para entregar sus billetes de 100 y que el Banco se los depositara en sus cuentas bancarias, según lo dispuso el presidente.

Para hacer eso tenían cinco días desde el viernes, por lo que la gente, ya agobiada por una severa escasez de alimentos y medicinas y una inflación de tres dígitos, empezó a desesperarse.

Tras las protestas, Maduro debió anunciar, la noche del sábado, la prórroga de la circulación del billete de 100 bolívares hasta el 2 de enero.

Algunos de los cajeros automáticos de los bancos públicos y privados expendían aún billetes de menor denominación, aunque se espera que a partir del lunes retornen a la normalidad y emitan billetes de 100.

“Fui al abasto y pagué con puros billetes de 100 y me los aceptaron. Vamos a ver si esto se calma“, declaró a la AFP Kelly Rojas, secretaria de una empresa privada, de 46 años.

“COLETAZO DE OBAMA”

El presidente ordenó retirar hace una semana el billete de 100 para -aseguró- golpear a “mafias” que lo acaparaban en las zonas limítrofes con Colombia y Brasil, y que, según dijo este domingo, habían dejado al país con sólo el 2% del papel moneda de esa denominación.

Según Maduro, el país ahora cuenta con “un 80% de la existencia física” de ese billete para que circule en estos días, tras la “ofensiva contra las mafias y el golpe económico” llevada a cabo por su gobierno.

Al tiempo que sacó de circulación ese billete el jueves, cerró las fronteras con Colombia y Brasil, y la noche del sábado prorrogó el cierre también hasta el 2 de enero.

Este domingo, habitantes de la zona pudieron cruzarlas para visitar familiares y adquirir productos escasos en Venezuela.

El presidente atribuyó las dificultades para introducir los nuevos billetes a un sabotaje “del imperio”, en alusión a Estados Unidos. La tarde de este domingo llegó el primer cargamento de billetes de 500 bolívares, según imágenes de la televisión oficial.

“Yo responsabilizo al gobierno de Estados Unidos por todos los ataques que estamos recibiendo, lo llamo el coletazo de (Barack) Obama”, manifestó Maduro en referencia al presidente de ese país.