Ahora Felipe González dice que sí irá a Venezuela el lunes

Dijo que expresó sus intenciones al gobierno de Maduro a través de la embajada española.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) Si bien anoche se creía zanjada la cuestión de la visita de Felipe González a Venezuela con la información difundida por diferentes agencias internacionales sobre la suspensión del viaje, hoy se abre otro capítulo: resulta que el expresidente español sí irá a Caracas.

La agencia AP dio a conocer este sábado que González dejó saber en un comunicado que tiene el propósito de estar en el país sudamericano del 18 al 20 de mayo para asistir a los abogados que defienden a Leopoldo López y Antonio Ledezma, alcalde de Caracas.

“El objeto de la visita es el compromiso de asistir técnicamente a la defensa de Leopoldo López y Antonio Ledezma, a petición de ellos mismos y de sus abogados, dentro del más estricto respeto del ordenamiento jurídico de Venezuela”, señala el comunicado.

AÚN NO LLEGA Y YA HAY POLÉMICA

Esta semana en Venezuela el nombre del expresidente español de 73 años fue de los más mencionados en los círculos políticos, eso sí, siempre rodeado de polémica.

Por ejemplo, anoche Associated Press indicó que González había decidido aplazar el viaje que iba a efectuar a la capital venezolana el 18 de mayo, según dijo a la agencia Joaquín Tagar, portavoz del expresidente, a través de un mensaje de correo. Tagar expresó que el exmandatario “suspende el viaje hasta que se fije una nueva fecha para la vista oral”. Este reporte fue recogido en los medios venezolanos de tendencia opositora como una estrategia del gobierno nacional para impedir que el español tocara suelo criollo.

Justamente el Ejecutivo venezolano expresó que “no considera bienvenido” a Felipe González y “no le prestará apoyo alguno”, según una comunicación del Ministerio de Exteriores a la Embajada de España en Caracas a la que tuvo acceso Efe.

En la comunicación se indica que quedan “bajo la absoluta responsabilidad” de González las acciones que realice en Caracas, “las cuales, sin duda, pueden calificarse como un evidente acto inamistoso que busca generar una matriz de opinión contraria al país”.

Otro detalle añadido era la expectativa ante el acompañamiento que varios expresidentes prestarían a González. Según el abogado Omar Estacio, la iniciativa de González iba a contar con el respaldo y la presencia de los expresidentes Cardoso (Brasil), Andrés Pastrana (Colombia) y Ricardo Lagos (Chile).

Pastrana y Lagos indicaron el miércoles que no viajarán a Caracas el próximo lunes, la fecha en que es esperado González. El expresidente chileno alegó un compromiso en Oslo inaplazable y el colombiano dijo no tener viajes previstos a Venezuela por el momento.

González se propone colaborar “ad honorem” con la defensa de Ledezma y de López. La iniciativa del exlíder socialista español fue respaldada a finales de abril por 26 exmandatarios miembros del Club de Madrid, entre los que se encuentran Cardoso, Pastrana y Lagos, quienes además pidieron la puesta en libertad de Ledezma, López y otros opositores.

GONZÁLEZ PIDE “ESPACIO DE DIÁLOGO”

El expresidente del Gobierno español Felipe González pidió que se abra un “espacio de diálogo” entre el Gobierno y la oposición venezolana en el terreno de “las libertades políticas, de prensa y de participación electoral” con el objetivo de superar la “grave crisis” que sufren sus ciudadanos.

En un comunicado difundido hoy, González, reitera su intención de viajar a Venezuela cuando se fije nueva fecha para la vista oral contra el opositor Leopoldo López para asesorar a su defensa, después de que el viernes suspendiera su viaje a Caracas después de que el juicio se aplazara.

El expresidente reitera su gratitud por la disposición plena de expresidentes latinoamericanos y europeos (entre los que cita a Ricardo Lagos, Fernando Enrique Cardoso, Julio María Sanguinetti, Andrés Pastrana, Jorge Quiroga y Eduardo Frei) a participar activamente en la defensa de la libertad de los presos políticos venezolanos.

González explica hoy que tanto él como estos exdirigentes están preocupados por la situación de Venezuela y dispuestos a ayudar en un posible proceso de diálogo “para superar la grave crisis económica y de desabastecimiento que sufren los ciudadanos de Venezuela”.

“Las autoridades venezolanas descalifican estas actuaciones, que se mueven en el más estricto respeto a las normas constitucionales de Venezuela, su ordenamiento jurídico y las normas internacionales que nos obligan a todos”, afirma el expresidente español.

González recuerda que comunicó a las autoridades venezolanas, a través del embajador español en Caracas, su intención de visitar el país, y reitera su intención de ir cuando se fije nueva fecha del juicio contra los opositores Leopoldo López y Antonio Ledezma.