Ajuste en la gasolina se daría “rápidamente” si el Gobierno gana la AN

Bank of America Merrill Lynch cree que una victoria del oficialismo sería interpretada además como "un triunfo del discurso de la guerra económica" y le daría ventaja al gobierno de Nicolás Maduro "de dirigir políticas en la dirección que desee”

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- El Bank of America Merrill Lynch (BofA) en su más reciente reporte aseguró que el ajuste de algunas tarifas internas en Venezuela, como el aumento del precio de la gasolina, “podrían producirse rápidamente” si el gobierno de Nicolás Maduro gana las elecciones de la Asamblea Nacional previstas para el último trimestre del año.

La corporación cree que una victoria del oficialismo sería interpretada además como “un triunfo del discurso de la guerra económica” a la que el Gobierno ha responsabilizado de la elevada inflación, escasez, caída de la actividad económica, corrupción en la asignación de divisas, distorsiones en el sistema cambiario, entre otros desequilibrios que asfixian hoy a la economía venezolana.

“Por tanto, incentivaría a los grupos radicales que proponen cambios más profundos en la estructura de los derechos de la propiedad”, agregó el banco para el cual un triunfo del partido de Gobierno le daría “la ventaja de dirigir políticas en la dirección que desee”.

Bank of America Merrill Lynch también analizó otros posibles escenarios con miras a las elecciones parlamentarias en Venezuela. En caso de que gane la oposición, BofA indica que la victoria de este sector representaría un alto riesgo para los tenedores de bonos.

Explica que si la oposición utiliza el poder legislativo para controlar el presupuesto de la nación, un gobierno derrotado respondería suspendiendo el pago de sus compromisos internacionales, responsabilizando a la oposición de ponerlo a elegir entre asumir los compromisos nacionales o pagar la deuda externa.

Por su parte, si el Gobierno decidiera atrasar las elecciones o suspenderlas, otro escenario que analizó BofA y que calificó de “muy riesgoso”, el país podría vivir sucesos de inestabilidad política con “protestas a gran escala, condenas de los movimientos de izquierda de la región” y podría “perder la legitimidad política dentro del país”.