Baltazar Porras habla del 6-D: las lecciones del soberano

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: Annel Mejías Guiza / Correo del Orinoco

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – El arzobispo de Mérida, Monseñor Baltazar Porras, señaló en un artículo que “el soberano también da lecciones” y acotó que “la dirigencia política suele tener la percepción de que el pueblo es manipulable”.

Asimismo, sostuvo que la gente reclama más “seriedad en la dirigencia, solución a sus problemas, libertad para disentir y respeto a su dignidad” y añadió que espera que los resultados del 6-D sean leídos “desde una perspectiva constructiva e inclusiva: queremos vivir en paz, sin diatriba inútil y con esperanzas de un futuro mejor”.

Manifestó que la confrontación no da buenos frutos, sino que “conduce a la parálisis. El resultado no puede ser peor: se retrocede” y expresó que “la dirigencia opositora no puede empalagarse con este triunfo”, por lo que recalcó que las prioridades están en las necesidades del pueblo.

“Enfrascarse en diatribas políticas no traerá bienestar a la población sino mayor frustración. Se pone en juego la condición ética de los nuevos diputados“, agregó.

A CONTINUACIÓN EL TEXTO ÍNTEGRO DE BALTAZAR PORRAS:

La crónica menor

El soberano también da lecciones. La dirigencia política suele tener la percepción de que el pueblo es manipulable. La crónica tradición populista y clientelar unida ahora al manejo indiscriminado de los medios se muestra como un talismán para dominar a las masas. Todo tiene su límite y la gente reclama más seriedad en la dirigencia, solución a sus problemas, libertad para disentir y respeto a su dignidad. Dios quiera y el resultado de las elecciones del 6D sea leído desde una perspectiva constructiva e inclusiva: queremos vivir en paz, sin diatriba inútil y con esperanzas de un futuro mejor. En medio de la profunda crisis que vivimos es un reto para la clase política pero también para las instituciones y los ciudadanos.

La confrontación no da buenos frutos, conduce a la parálisis. El resultado no puede ser peor: se retrocede. Las primeras reacciones del oficialismo pudieran explicarse bajo la óptica de mantener unidos a sus “leales”. Pero no se debe olvidar que el compromiso es con todos no sólo con los incondicionales. El trabajar sólo “para los míos” nos trajo donde estamos. Igualmente, la dirigencia opositora no puede empalagarse con este triunfo. Querer reivindicar que el resultado es producto del trabajo de su “grupo o partido” es una falacia. La unidad fue el factor aglutinante. Esto es importante a la hora de escoger la nueva dirigencia de la AN. Cuidado con usar el subterfugio de quien es mejor. En política la oportunidad y el acierto están en saber poner en su lugar a quien corresponda, sin valoraciones éticas erradas. Un tercer peligro es querer “cobrar” cuentas pendientes: La liberación de los presos políticos, un nuevo CNE o TSJ. Las prioridades están en las necesidades del pueblo.

Las predicciones en el campo económico y social indican que el 2016 será peor, con fuerte recesión, y requieren asumirse integralmente para superar ese bache. Enfrascarse en diatribas políticas no traerá bienestar a la población sino mayor frustración. Se pone en juego la condición ética de los nuevos diputados. Hay que amarrar los demonios del orgullo, olvidarse de que fueron elegidos por un circuito concreto, dejarse seducir por prebendas injustas y saltar la talanquera pone en el candelero si se acertó en la elección de gente dispuesta a darlo todo por el bien común o si estamos ante los mismos de siempre, que convierten la profesión de político en un trampolín para su beneficio.

Estamos en adviento camino a la navidad y en el llamado del Papa Francisco para el jubileo de la misericordia: sin perdón, sin rencores y odios no hay paz. Si el diálogo no aparece, el bienestar que soñamos es ilusión. La fe invita a ver en el rostro de Jesús el sendero de la esperanza para que deseemos de verdad “feliz año nuevo”.

Recuerda que puedes recibir las noticias más importantes al momento en tu teléfono, solo sigue estas instrucciones.