Bebé de 16 meses sobrevivió a una decapitación interna

“Muchos niños no habrían sobrevivido y, de haberlo hecho, habrían quedado paralíticos o sin respiración”.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: nollygrio / Youtube

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- El bebé Jackson Taylor, de 16 meses, sobrevivió tras haber sufrido un accidente de carro que le ocasionó una decapitación interna. El hecho ocurrió el pasado 15 de septiembre y tras lo ocurrido, fue trasladado inmediatamente al hospital de Brisbane, en Queensland, Australia, donde los cirujanos le sometieron a una operación que le salvó la vida.

Luego de seis horas en cirugía y luchando contra la muerte, el doctor Geoff Askin y su equipo consiguieron conectarle al cráneo y las vértebras a una estructura de hierro que le impide moverse, favoreciendo de esta manera su recuperación. Además, una costilla del menor también fue utilizada para reconstruirle una de las vértebras que sufrió daños durante la colisión, reseña El Confidencial.

“Muchos niños no habrían sobrevivido y, de haberlo hecho, habrían quedado paralíticos o sin respiración”, confirmó Askin. Jackson deberá llevar el aparato durante ocho semanas, tras las cuales se estudiará su recuperación y se valorará si ya está curado por completo.

Los padres de Jackson han abierto una iniciativa en Change.org para endurecer las leyes de circulación australianas después de que la madre del bebé colisionara, junto a él y otra hija de 9 años, contra un coche que realizaba trompos en la carretera.

Categoría: Mundo | Claves: Australia