bbc-bar

El movimiento de los que quieren que California abandone EE.UU. tras la victoria de Donald Trump en las elecciones

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

bbc-footer

En California se organizaron varios actos de protesta por la elección de Donald Trump como nuevo presidente de Estados Unidos.

Muchos californianos están decepcionados y frustrados.

El estado que más votos aporta al Colegio Electoral (55) y que le dio su apoyo mayoritario a la candidata demócrata Hillary Clinton, intenta asumir la victoria del republicano Donald Trump en las elecciones presidenciales del martes 8 de noviembre.

  • Pero hay un grupo de ciudadanos que no se resigna a esta idea y pide la independencia de California del resto del país.

    Quieren el Calexit (palabra formada por California y exit.)

  • El estado rebelde

    El término, acuñado en referencia al Brexit (la salida de Reino Unido de la Unión Europea aprobada en referendo el pasado junio), se volvió tendencia en redes sociales en cuanto se hizo evidente que Trump será el nuevo presidente de Estados Unidos.

    Puede sonar a broma o a berrinche temporal que se calmará cuando las aguas vuelvan a su cauce.

    Y aunque es una probabilidad extremadamente remota, lo cierto es que la iniciativa que defiende la independencia de California no es algo nuevo, aunque antes no tuviera un nombre de moda.

    Tras la victoria de Trump, sus defensores confían en poder convocar un referendo sobre el tema para la primavera de 2019.

    Los californianos que piden la independencia de su estado dicen no sentirse representados por lo que eligen en el resto del país.

    “Como sexta economía más grande del mundo, California es económicamente más poderosa que Francia y tiene una población mayor que Polonia”, señalan los partidarios de la independencia en su página web.

    “Sector por sector, California se compara y compite con países, no sólo con los otros 49 estados de la unión”,

    “Desde nuestro punto de vista, EE.UU. representa muchas cosas que chocan con los valores de los californianos”, dicen.

    “Seguir siendo un estado significa que California continúa financiando a los otros estados en detrimento propio y de nuestros hijos”.

    ¿Es posible?

    La secesión de California se ha planteado otras veces y no se ha materializado.

    Expertos constitucionalistas aseguran que un estado no puede salir de una unión legalmente. Pueden dividirse e ingresar nuevos, pero no irse.

    Pero del otro lado, se recuerda que en la primera frase de la Declaración de Independencia de Estados Unidos, los fundadores del país establecieron su derecho a “disolver los lazos políticos” y formar una nueva nación.

    Hace dos años, la propuesta de dividir California en varios estados llamó la atención y se esperaba que estuviera en la papeleta de este 8 de noviembre pero no fue así.

    Qué pide la campaña

    En medio de este debate legal, la Campaña por el Sí para la Independencia de California tiene un calendario:

    • presentará una iniciativa ciudadana en las elecciones de medio término de 2018
    • de ser aprobada, convocar un referendo a favor o en contra de la independencia de California de Estados Unidos para la primavera de 2019

    La campaña considera que California ejerce una influencia positiva en el resto del mundo y que puede hacer el bien mejor como país independiente de lo que es capaz como estado de EE.UU.

    Para ello, citan varios puntos en los que el estado se beneficiaría de la independencia, como educación, inmigración, seguridad, impuestos, gestión de la deuda, defensa del medioambiente y aprovechamiento de los recursos naturales.

    “Los votos electorales de California no han afectado una elección presidencial desde 1876. Los resultados a menudo se conocen antes incluso de que se cuenten nuestros votos”, plantea la organización en su sitio de internet.

    La mayoría de los asistentes a las manifestaciones de este miércoles son jóvenes indignados con el resultado electoral.

    Las protestas del martes por la noche en algunos lugares del sur del California tras conocerse la victoria de Trump demuestran que algunos ciudadanos no se sienten representados por el resultado.

    Apoyos

    Este miércoles incluso varias figuras de la industria tecnológica de Silicon Valley se han unido a la petición de independencia.

    Shervin Pishevar, uno de los primeros inversores en la aplicación de transporte privado Uber, se ha comprometido a financiar la campaña por el sí a la secesión.

    Otros piden que Washington y Oregón se unan a la iniciativa para formar “el país más chévere y relajado del mundo”.

    Y en uno de los numerosos tuits que se han escrito sobre el tema, una californiana indignada escribe: “Cogeremos nuestros aguacates y nuestra marihuana y nos iremos”.

    Desde la campaña por la independencia reciben con alegría este nuevo impulso a su causa y hacen una aclaración:

    “Aunque suene parecido, Calexit es lo contrario a Brexit.

    “Reino Unido votó por dejar la comunidad internacional con su voto del sí. Nuestro referendo del Calexit supone la adhesión de California a la comunidad internacional”.

    Con sus aguacates y su marihuana.

    Contenido Relacionado:

    Elecciones de Estados Unidos: Donald Trump derrota a Hillary Clinton y será el próximo presidente de Estados Unidos
    9 noviembre 2016

    Droga, porno y muerte: por qué más votaron en EE.UU. el martes (además de Donald Trump)
    9 noviembre 2016

    5 cosas concretas que podrían cambiar en el mundo con Donald Trump como presidente de Estados Unidos
    2 horas

    Video Lágrimas y alegría tras la victoria de Donald Trump como presidente de Estados Unidos
    9 noviembre 2016

    bbc-footer
    Categoría: Mundo | Claves: BBC Mundo Calexit