Cómo funciona el “laboratorio secreto” venezolano que espía a todos

El gubernamental Centro Estratégico de Seguridad y Protección de la Patria (Cesppa), creado en 2013, ha comprado costosísimos equipos de espionaje sofisticado a empresas basadas en Florida, Estados Unidos, a través de compañías registradas en Caracas y Táchira para su "laboratorio secreto".

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – El periodista y escritor venezolano Casto Ocando publicó en su portal web Vértice la tercera parte de una serie de trabajos de investigación sobre el espionaje del Gobierno de Nicolás Maduro contra opositores dentro y fuera de Venezuela, así como contra chavistas como Freddy Bernal y Rafael Ramírez.

En la investigación se detalla que el gubernamental Centro Estratégico de Seguridad y Protección de la Patria (Cesspa), creado en 2013, ha comprado costosísimos equipos de espionaje sofisticado y de edición profesional de videos a empresas basadas en Florida, Estados Unidos, a través de compañías registradas en Caracas y Táchira para su “laboratorio secreto”.

Lea también: Maquinaria de espionaje chavista opera con tecnología de EEUU

Asimismo, Ocando explica que existe personal pagado por el dinero público venezolano que tiene como función espiar a opositores directamente en el extranjero y muestra cómo es la comunicación de los miembros del Cesspa con sus superiores. El comunicador social también revela toda una trama de interceptaciones de mensajes privados que son ilegalmente difundidos -previa edición y manipulación- por el diputado Diosdado Cabello, el alcalde Jorge Rodríguez, entre otros miembros de la cúpula chavista.

En tal sentido, detalla cómo el Gobierno encargó la creación de mensajes falsos de correo electrónico atribuidos a los opositores María Corina Machado y Pedro Mario Burelli para involucrarlos en una ficticia conspiración insurreccional.

Lea también: El “espionaje” de Maduro a sus opositores que sale a la luz

Por otra parte, el periodista señala a la empresa responsable de la instalación de micrófonos miniatura de alta resolución y cámaras espías en la celda del preso político Leopoldo López, recluido en la cárcel militar de Ramo Verde, y cómo se enmascaran estos equipos para que no puedan ser detectados.

PARA LEER LA NOTA COMPLETA EN VÉRTICE, HAGA CLIC AQUÍ.




Categoría: Mundo Venezuela | Claves: Chavismo Espionaje