Contra la pared, alcaldes de la MUD sortean gestión municipal

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- El reto mayor de los alcaldes opositores del país pasa por sortear los obstáculos políticos, jurídicos y económicos que les coloca el Gobierno nacional.

Según reseña el Diario 2001, hasta la fecha han sido separados de sus cargos un total de seis alcaldes por presuntos delitos. Y son más los que tienen juicios abiertos, sin ningún tipo de sentencia ni culminación.

Entre las más recientes, la destitución de alcaldes Delson Guárate, del municipio Mario Briceño Iragorry del estado Aragua y Warner Jiménez, alcalde de Maturín, estado Monagas ha sido percibida por el sector opositor como un “golpe ilegal e inconstitucional” por parte del Gobierno.

Además, son múltiples y reiteradas las denuncias y manifestaciones públicas realizadas por los burgomaestres por los incumplimientos en el otorgamiento de recursos para el desarrollo de su gestión municipal. Cumplir con el incremento del salario mínimo bolívares y el ajuste del bono de alimentación es una tarea cuesta arriba para las alcaldías del país.

Los recursos del situado constitucional no llegan con la misma rapidez de los anuncios presidenciales y mucho menos de la necesidad de empleados y proveedores de las alcaldías.

Los rezagos presupuestarios terminan desestabilizando a la Alcaldía como organismo del Poder Público, por lo que la sobrevivencia municipal obliga a congelar proyectos, programas sociales, para perjudicar a la institución y finalmente al ciudadano, la razón de su existencia.




Categoría: Venezuela | Claves: Alcaldes opositores