Detienen a venezolano solicitado por fraude en Miami

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – Autoridades del estado de Florida, detuvieron a un venezolano que huyó de la justicia y que es acusado por incurrir en delitos de fraudes contra inversionistas.

La detención del venezolano de 45 años de edad, se realizó en el Aeropuerto Internacional de Miami. El abogado del detenido indicó en una entrevista de el Nuevo Herald, que su cliente se entregó por su cuenta cuando llegó a Miami.

Desde el año 2013 se iniciaron las investigaciones por parte de las autoridades estadounidenses logrando detener a otros tres implicados en los fraudes hacia inversionistas que les prometieron en su momento que si compraban acciones en metales preciosos, petróleo, divisas y cuentas de cheques de alto interés obtendrían grandes ganancias.

A CONTINUACIÓN EL TEXTO COMPLETO:

Un venezolano que huyó a Caracas para eludir a la justicia en el sur de la Florida por presunto fraude contra inversionistas por parte de su compañía que se ubicaba en el centro financiero de Brickell, fue detenido en el Aeropuerto Internacional de Miami (MIA) y ahora está a la espera de ir a juicio el mes próximo.

Anibangel Molina, de 45 años, fue detenido el 16 de marzo en el MIA por Alguaciles de Estados Unidos, de acuerdo con documentos de la corte. Su abogado, Frank Rubino, le dijo a el Nuevo Herald el martes que su cliente había regresado por su cuenta y que se había entregado a las autoridades en el aeropuerto.

La detención de Molina podría potencialmente añadir nuevos detalles al caso por el cual fue originalmente arrestado, cuando dos asociados del venezolano en Brickell, su ex esposa Betsy Aguiar, y su ex empleado, Antonino Castro, ambos de origen cubano, también fueron detenidos. Ambos luego fueron condenados a prisión, mientras Molina se encontraba prófugo.

El caso comenzó en el 2013 cuando agentes federales detuvieron a tres personas en el sur de Florida y las acusaron de estafar a decenas de inversionistas después de prometerles que si compraban acciones en metales preciosos, petróleo, divisas y cuentas de cheques de alto interés obtendrían grandes ganancias.

Pero en lugar de pagar dividendos según lo prometido, algunos de los acusados gastaron el dinero en artículos personales, incluyendo una camioneta y el arrendamiento de un apartamento de cinco habitaciones en Nueva York, de acuerdo con funcionarios federales familiarizados con el caso.

Un juez federal concedió fianza a los acusados después de su detención. Castro y Aguiar cumplieron con los requisitos y se presentaron a todas las audiencias, incluyendo la de su condena. Molina, en cambio, huyó a Venezuela poco después de ser liberado bajo fianza.

En la audiencia donde Aguiar y Castro fueron condenados a prisión, Molina fue descrito por estos como el cerebro detrás de la estafa.

El esquema piramidal tipo Ponzi que se había estructurado arruinó a muchos inversores que perdieron sus ahorros y pensiones.
La jueza federal Robin Rosenbaum no aceptó del todo las explicaciones de Aguiar y Castro, de que su participación en el caso no era tan importante como la de Molina, el presunto líder de estafa.

Aunque la jueza Rosenbaum permitió que Aguiar permaneciera en libertad hasta que se presentó a la prisión, ordenó el encarcelamiento inmediato de Castro debido a temores de que podría huir a Cuba, donde viajaba a menudo.

El 17 de marzo, un día después de su detención en MIA, Molina compareció ante la corte federal de Miami, donde el juez Patrick A. White revocó su fianza y le ordenó permanecer en detención hasta que termine su juicio. Antes de huir, Molina se había declarado inocente y había exigido ser juzgado.

El juicio se ha fijado tentativamente para el mes de mayo.

Categoría: Mundo | Claves: Fraude Miami Venezolano