Diosdado está “desconectado de la realidad”, denuncian en Aporrea

"Los verdaderos socialistas venezolanos nos estaríamos moviendo en los pasos perdidos", dijo Crespo Colina.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – Mariano Crespo Colina publicó en un artículo de opinión en la página web Aporrea que el diputado a la Asamblea Nacional (AN) por el chavismo, Diosdado Cabello, está “desconectado de la realidad venezolana, para quien la crisis que padecemos es pura ficción”.

Asimismo, indicó que las colas por alimentos y medicinas, la “galopante” inflación, entre otros problemas por los que pasa el venezolano son “producto de mentes imaginativas y surrealistas, son ficciones de la fantasía”.

A COTINUACIÓN EL TEXTO ÍNTEGRO:

En la entrevista de Diosdado Cabello en el Programa televisivo “José Vicente Hoy” conducido por el veterano periodista José Vicente Rangel, percibimos a un Diosdado desconectado de la realidad venezolana, para quien la crisis que padecemos es pura ficción, las largas colas que cada día crecen, la escasez de productos básicos alimentarios y de higiene personal, la galopante inflación cuyas cifras compiten con las más altas del mundo, la penuria que sufren los enfermos crónicos para conseguir los fármacos requeridos es pura ilusión, producto de mentes imaginativas y surrealistas, son ficciones de la fantasía.

Ante la pregunta formulada por Rangel sobre un presunto resultado del revocatorio, y si este pudiera reproducir los resultados del 6—D, Diosdado dice que no, que otros serían los resultados, ignorando olímpicamente que las causas que generaron los resultados de las elecciones parlamentarias continúan gravitando y hasta con más fuerzas en las esferas económicas, sociales y políticas del escenario venezolano, por otro lado cuando Rangel le inquiere sobre la salida a la crisis que vivimos, en la cual no se vislumbra la luz al final del túnel, Cabello responde que con solo decir la verdad saldremos de ella, que el pueblo comprenderá al gobierno, lo cual se traduciría en la superación de la crisis, extraña que no se refirió al modelo de producción social, con el cual se aspira a sustituir al modelo de la economía extrativista y rentista, causal de nuestros males.

De igual manera considera que en la consolidación de la unidad cívico-militar está la estabilidad de la institucionalidad venezolana, es decir que sobrepone el componente superestructural al componente estructural determinado por lo económico-social, contraviniendo una de las categorías marxistas de comprobada validez.

Entendemos la iniciativa presidencial de la activación de los 14 motores para dinamizar la economía, también la instalación del “Congreso de la Patria” para dotar al proceso bolivariano de una nueva dirección partidista al proceso bolivariano, pero si ambas iniciativas no se conectan con la realidad, y se fundamentan en el imaginario de Diosdado Cabello, entonces los verdaderos socialistas venezolanos nos estaríamos moviendo en los pasos perdidos, en un rumbo incierto, que nos llevaría a destinos ignotos del cual luego no sabríamos cómo salir, y la alternativa socialista volvería a su condición de utopía, que había sido superada por el Comandante Hugo Chávez, tal como quedó registrada en su actuación como líder del Proceso Bolivariano y en su legado.