DPA: Venezuela, el país con mayores reservas de petróleo, sin combustible

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. DPA).- La postal es bastante inusual para Caracas, pero no tanto en el resto del territorio: en las estaciones surtidoras de la capital de Venezuela, el país con las mayores reservas de petróleo del mundo, se ven desde hace días largas filas de autos a la espera de poder cargar gasolina.

La escasez de combustible se había denunciado en varias ciudades alejadas de la capital, pero esta semana alcanzó a los caraqueños, sin que las autoridades hayan aclarado las razones del problema. Los conductores se encontraron con una espera de horas para conseguir unos litros de gasolina. Las surtidoras, por su parte, comenzaron a racionar el producto.

El vicepresidente de la empresa estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), Ysmel Serrano, atribuyó la escasez a retrasos en el transporte marítimo de combustible.

“Estamos reforzando los despachos en el centro del país para estabilizar el suministro de combustible. Contamos con suficiente gasolina producida en nuestras refinerías”, aseguró.

Venezuela es un país de larga tradición petrolera, fundador de la OPEP, y vende la gasolina más barata del mundo (se puede llenar el tanque con un dólar a la tasa oficial del sistema controlado), pero enfrenta un problema con su sistema de refinación y la falta de productos para mezclar el combustible.

El consumo del país es de más de 500.000 barriles diarios de gasolina.

El secretario del Sindicato del Instituto Tecnológico Venezolano del Petróleo, Víctor Zamora, afirmó que la situación tendía a normalizarse este viernes, pues se espera la llegada de varios camiones cisterna a Caracas.

“La situación de angustia ha generado colas, pero se está garantizando la normalidad del servicio”, dijo a la emisora Unión Radio. “El problema no está en la existencia, sino en la falla de distribución por mantenimientos operativos que se están haciendo en la refinería El Palito (centro del país)”, agregó.

Zamora admitió que la industria está importando aditivos especiales para mezclar el combustible. Agregó que una de las refinerías más grandes del país, Amuay, en la región occidental de Falcón, tiene una capacidad de producción de 950.000 barriles y está procesando 500.000.

En medio de la falla de distribución, PDVSA informó esta semana de un incendio menor en Amuay y aprovechó para asegurar que la industria sigue produciendo gasolina con altos estándares para el mercado.

El dirigente opositor Henrique Capriles exigió al Gobierno dar una explicación del caso y normalizar el suministro.

“Hay un gran problema con el tema del endeudamiento, porque este gobierno no ha pagado la importación y por eso no se ha hecho el despacho. Ahora no vengan a decir que hay sabotaje”, señaló.
Agregó que en Caracas hay 290 gasolineras, de las cuales unas 90 no están funcionando y que en seis estados más persisten las largas filas de autos.

“Los venezolanos debemos exigirle (al Gobierno) que se normalice el problema de la gasolina”, recalcó.

El portavoz de la alianza opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), Negal Morales, criticó el hecho de que exista escasez de gasolina en un país petrolero y con una de las mayores reservas de crudo del mundo.

“Ese hecho, que pareciera una enorme ironía, deja en evidencia una vez más la ineficiencia del Gobierno de Nicolás Maduro, que para muchos de quienes habitamos en Venezuela tiene el don del Rey Midas al revés… Ahora, vemos ese efecto en la que no hace más de 20 años era una de las industrias más prestigiosas de Venezuela y reconocida internacionalmente: PDVSA”, se quejó.

Señaló que aunque parezca increíble PDVSA está importando gasolina para mezclar y el Gobierno le debe dinero a los comercializadores.

En algunos estados dijeron que los surtidores comenzaron a racionar el producto, con el suministro de un máximo de 20 litros por auto.

El exgerente de PDVSA Francisco Larrañaga advirtió que los problemas en el suministro se deben, en parte, a que el sistema de refinación está operando por debajo de su capacidad.

“La situación no es coyuntural, como asevera el Gobierno, sino estructural por la falta de inversión y mantenimiento. De las seis refinerías nacionales que tiene Venezuela, las cuatro que producen gasolina solo aportan un total 120.000 barriles diarios”, dijo al portal especializado “Petroguía”.

Indicó que eso hace que se tengan que importar 150.000 barriles diarios de combustible, entre gasolina y diesel, de Curazao y de la refinería del sistema (de la empresa venezolana) Citgo en Estados Unidos para poder cubrir la demanda.