El arte no escapa de la crisis que viven las universidades

“Un museo necesita acciones, personal y restauradores para ejercer un plan de conservación".

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

El mural de cerámica “Alegoría a Valencia”. Crédito: Ángel Chacón.

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – La crisis económica que experimenta actualmente el país, se ha extendido a diversas casas de estudio como la Universidad de Carabobo, quien se caracterizaba por sus bellas esculturas, pero ni el arte escapa de la situación que viven las universidades.

Basta examinar “La hora de la paz”, la cual es un monolito antiguo de hierro y resina, obra del valenciano Marcastillo, que en tiempos pasados solía dar la hora, pero eso ya no ocurre, la escultura se ha deteriorado con el pasar de los años, según el diario El Carabobeño.

Los arboles y las plantas le ganaron terreno a la insigne plaza de la paz, ya no hay campanadas que marquen la hora, ni se escuha el himno de dicha universidad.

Se dio a conocer que una de las causas han sido, las restricciones presupuestarias de la universidad de Carabobo, el mantenimiento también es parte de la crisis.

Las estructuras se han ido deteriorando. Crédito: El Carabobeño.

Nadia Colasante Materán, museóloga y miembro de la Comisión para la Creación del Museo de Arte de la UC, explicó que debido a la insuficiencia en el presupuesto, las obras de arte que engalanan la UC han sido olvidadas, en términos de mantenimiento y restauración de las esculturas.

Por otra parte, la museóloga asegura que existe una gran preocupación por parte de los que hacen vida en la universidad para preservar el patrimonio artístico. “Las obras de arte, en su mayoría de exteriores, son parte de el que hacer universitario”.

Trascendió que la casa de estudio ha tratado de promover políticas que permitan conservar las esculturas e instalaciones. En julio de 2013 se propuso la creación del Museo de arte de la UC, el cual buscaría darle otra dimensión al estudio y preservación de las áreas a través de la musealización.

DETERIORO DE LAS ARTES

Rodríguez Coronel, director de la Galería Universitaria Braulio Salazar, recordó que la última restauración que realizaron fue hace tres años, “en aquel momento se logró restaurar unas 80 obras”.

Mediante refacciones leves y menores, lograron restituir varias de las esculturas.

Hoy los tótem de “Escritores” y “Pintores”, de Rubén López, no guardan el brillo de su instalación en 2002. Caso similar sucede con el modelado “El Hombre Universal” de José coronel o la “alegoría de Valencia” del afamado Miguel Cabrera.

“Un museo necesita acciones. Se necesita personal, restauradores, para ejercer un plan de conservación. Algo que se complica ante la poca accesibilidad a los materiales y bajo financiamiento”, explicó Nadia Materán.

Categoría: Venezuela | Claves: Crisis