El “No” en Colombia “no es de Uribe”

"Los 6 millones de votos que obtuvo el 'No' no se los podemos endosar a Uribe".

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: RT en Español / YouTube.

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – El jefe negociador de las Farc, “Iván Márquez”, alias Luciano Marín Arango, afirmó durante una entrevista exclusiva a RT que el triunfo del “No” en Colombia “no es” del expresidente Álvaro Uribe.

A su juicio, hay gente “sensata que tiene argumentos” y, además, muchos que votaron por el “No”, “lo hicieron engañados por una campaña mentirosa” organizada por el expresidente colombiano.

“En primer lugar, está el engaño. Está también la ignorancia, la credulidad, la inocencia de mucha gente buena”, aseguró Márquez, quien piensa que existió cierta negligencia en las personas que promocionaban el “Sí”, debido al amplio margen de ganancia que le otorgaban las encuestas. “70% por el ‘Sí’, 30% por el ‘No’, son las cifras que cita el jefe negociador de las Farc.

“Los 6 millones de votos que obtuvo el ‘No’ no se los podemos endosar a Uribe”, sentencia.

En su opinión, “Uribe es el jefe de la discordia en Colombia” y si se le da la posibilidad de tomar en sus manos la suerte del proceso de paz, “Colombia va a dar directamente al infierno”. En este sentido, advierte que el objetivo del expresidente es destruir el acuerdo de paz. Asegura también que Uribe “quiere la cabeza del presidente”.

Para Márquez, como Uribe “no pudo ganar la guerra” ahora “está empeñado en no dejar hacer la paz”.

LA PAZ

El jefe negociador de las Farc considera que haber recibido uno de los mayores reconocimientos mundiales le servirá al presidente colombiano, Juan Manuel Santos, para consolidar el acuerdo final de La Habana, que al momento se encuentra en entredicho. Asimismo, cree que con el galardón Santos podrá “disponer de fuerza para hacer realidad el anhelo de vida digna de todos los colombianos”.

Al ser cuestionado sobre si con la victoria del “No” los efectivos de las Farc regresan a las armas, indicó que efectivamente existe “un regreso de los delegados que asistieron a la conferencia en los Llanos del Yarí a sus respectivos bloques y frentes guerrilleros”, sin embargo, reiteró que su intención es “evitar situaciones de choque” que “afecten la confianza” entre las partes.