En pleno conflicto, mejoró la percepción positiva de Santos

Después de llegar a su mínimo histórico en julio pasado, con 24% de imagen favorable, la percepción positiva del presidente colombiano se recuperó nueve puntos porcentuales en septiembre, al llegar a 33%.

En pleno conflicto, mejoró la percepción positiva de SantosCrédito: Reuters
Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Bogotá, Colombia. AFP).- La imagen favorable del presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, subió en septiembre, en medio de la crisis fronteriza con Venezuela, que deja miles de colombianos afectados, aunque cayó la aprobación a su manejo de la política exterior, según una encuesta divulgada este lunes.

Después de llegar a su mínimo histórico en julio pasado, con 24% de imagen favorable, la percepción positiva del presidente colombiano se recuperó nueve puntos porcentuales en septiembre, al llegar a 33%, según un sondeo de la firma Datexco publicado por la emisora La W Radio y el diario El Tiempo.

La imagen desfavorable del mandatario cayó por su parte desde su máximo histórico (67% en julio) a 59% en septiembre. Mientras que la percepción sobre el manejo que ha dado Santos al país también mejoró, pues de un 22% de aprobación en julio pasó a un 29% este mes.

Sin embargo, la desaprobación en materia del manejo de la política exterior por parte del gobierno de Santos alcanzó en septiembre su máximo histórico según los registros de la encuestadora, al llegar a 59% desde el 51% que registró en julio.

La crisis bilateral entre Colombia y Venezuela estalló el 19 de agosto, cuando el presidente venezolano, Nicolás Maduro, decretó el cierre de una parte de la frontera tras un ataque a militares durante una operación anticontrabando, que el mandatario atribuyó a “paramilitares colombianos”.

La tensión fronteriza deja al menos 1.355 colombianos deportados y más de 15.000 que han huido de Venezuela por miedo a ser expulsados sin sus familias o enseres, según datos de Naciones Unidas.

La tensión aumentó hace poco más de una semana, cuando ambos países llamaron a consultas a sus embajadores en medio de denuncias de violaciones de los derechos humanos de los afectados.

Colombia y Venezuela comparten una porosa frontera de 2.219 km, en la que denuncian la actividad de grupos irregulares que lucran con el contrabando de combustible y otros productos altamente subsidiados por el gobierno venezolano.