Las denuncias de los militares retirados en audiencia de la OEA sobre Venezuela

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – La Organización de Estados Americanos (OEA) celebró este viernes la segunda audiencia para determinar si existen bases que permitan denunciar a Venezuela ante la Corte Penal Internacional (CPI) por crímenes de lesa humanidad.

En esta sesión participaron tres militares venezolanos en retiro: el general Hebert García Plaza, el teniente coronel José Arocha y el capitán Igor Nieto.

El Capitán Igor Eduardo Nieto informó que en el país se utiliza la justicia militar para juzgar a civiles que participaron en las manifestaciones antigubernamentales.

“Se pedía encarcelar a los jefes de las manifestaciones y se les colocaba medidas cautelares para que no siguieran protestando”, dijo al tiempo que comentó que a las personas detenidas se les torturaba, por ejemplo a los detenidos los obligaban a levantar las piernas y les pegan en la planta de los pies para que no quedaran marcas en el cuerpo para cuando fueran juzgados.

“También los obligaban a dormir parados todos juntos en una camioneta. Los jueces de ejecución verifican los maltratos y hacen caso omiso”, manifestó de acuerdo a lo reseñado en NTN24.

Indicó que se fue del país debido a que el año 2014 le hicieron un “atentado” en su casa cuando estaba reunido con sus familiares, con un proyectil 9 milímetro. “Nadie me ayudó. Eso me obligó a salir de Venezuela”.


Asimismo, el teniente coronel José Arocha, exiliado en Estados Unidos luego de escapar de prisión, acotó que fue llevado a tribunales militares el 2 de mayo de 2014 porque le “sembraron cantidades de dinero que no existían en el escritorio de mi oficina y junto a mi socio (de negocios) fui llevado a una entrevista con una pistola en la nuca”.

“El objetivo era disminuir mi capacidad de liderazgo para que en cualquier momento me pudieran meterme preso”, dijo al tiempo que contó que la cárcel donde estuvo era muy pequeña (5×3) y tras pasar varios días en condiciones infrahumanas, fue trasladado a “La Tumba” ubicada en la sede del Sebin de Plaza Venezuela.

“Lo que recuerdo es que me dijeron ha entrado un muerto a La Tumba. El lugar es totalmente frío, estuve desnudo y solo. Pensé que nunca iba a ver a mi familia (…) Nadie se comunicaba conmigo. Comía con la mano por temor a que me suicidara. No tenía reloj ni veía los días que pasaban. Sin embargo, pude enviar un mensaje codificado a una persona fuera del país para escapar”, recordó entre lágrimas.

Resaltó que en reiteradas ocasiones se “burlaron” de su mamá (sobreviviente de un cáncer) cuando preguntaba por su paradero.


Por su parte, el general en situación de retiro, Hebert García Plaza denunció que durante su gestión se le ordenó priorizar distribución de alimentos a poblaciones adeptas políticamente al presidente Nicolás Maduro,

Indicó que la venta de alimentos con precios subsidiados para sectores con extrema pobreza “se quería sustituir por otra denominación que eran parroquias políticamente priorizadas, que tiene básicamente dos indicadores: la población electoral y el grado de simpatía al proceso ideológico que lidera el gobierno”.

Destacó que “la justicia en el país obedece a la estructura de Gobierno”, al tiempo que agregó que el Ejecutivo “convirtió a Venezuela en un teatro de operaciones militares”, bajo el cual se le dio atribución jurídica al uso de la justicia militar para procesar a civiles.

En total se realizarán por lo menos cuatro audiencias públicas para reunir información que un grupo de expertos analizará antes de emitir una conclusión a fines de octubre.




Categoría: Venezuela | Claves: OEA