Finalmente James le ganó el duelo a Neymar

James fue un jugador activo, mientras que Neymar se notaba incómodo.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: REUTERS/Ivan Alvarado

(Santiago de Chile. AFP) – ¡Por fin! Pensaría James Rodríguez después de la victoria de Colombia 1-0 frente a Brasil en un partido crucial de la Copa América, en la que fue protagonista.

La última vez que se habían visto fue en el clásico español y resultado no favoreció al colombiano del Real Madrid. Y con el uniforme de sus selecciones, Brasil se impuso en los últimos dos juegos

El partido fue una frustración para Neymar, otra vez solo en el campo con el resto del ataque dormido: Roberto Firmino, por Diego Tardelli, y Willian poco rindiron y terminaron por hacer faltas.

Mientras, James hizo parte de un colectivo, bien apoyado por Teófilo Gutiérrez y un Radamel Falcao García, con buena disposición pero aún con rasgos de una temporada oxidada.

Como a los 14, cuando James, atrasado en el medio campo, centró largo a Teo, que a su vez se quitó a dos defensores de encima y con el pecho, la dejó para Falcao que remató mal.

Antes, con 3, el merengue había arriesgado con un remate desde fuera del área que Brasil defendió.

Pekerman colocó a James más hacia la izquierda, dejándolo como en el Real Madrid, y en el segundo tiempo lo adelantó más, como en el Mundial.

Neymar, a la izquierda al inicio, después a la derecha y finalizó en el medio: el ‘garoto’ se movía por todo el campo para tratar de liberarse de la sombra de los zagueros, que bien posicionados supieron acosarlo y neutralizarlo todo el tiempo.

El seleccionador Jose Pekerman ya había dado la instrucción: no dejar que ese niño toque el balón.

Colombia presionó siempre, consciente de que la victoria era el único resultado que los podría dejar con algún chance de seguir en el torneo.

Un gesto, “Firmino, el balón”, y el centro del ’11’, pero en el camino se encontró con Cuadrado que con un tumbo lo dejó en el piso y se llevó el balón. No hubo falta.

ROJA PARA NEYMAR

James fue un jugador activo, siempre presente en el partido, mientras que Neymar se notaba incómodo, molesto o tal vez, frustrado. Esta vez el palo no movió montañas.

Peor que por expulsión tras concluir el partido se perderá el partido contra Venezuela, que el jueves buscará asegurar su clasificación frente a Perú.

Durante el primer gol, James buscó el balón, que terminó en la zurda de Jeison Murillo por una falla de Dani Alves.

Y poco antes del descanso, un jugada de fotografía: James a Teo, que a su vez se la dejó a Cuadrado para un remate duro que rozó el travesaño.

El chance más claro de Brasil vino obviamente con Neymar, que remató un lindo centro de Dani Alves a los guantes de Ospina. Gran defensa.

Y si tenía miedo de Juan Camilo Zúñiga, el zaguero ni lo tocó. De hecho fue Neymar quien le hizo una falta en el primer tiempo.

COMO EN EL MUNDIAL

En el segundo tiempo, Colombia salió a atacar y dejó espacios para el Brasil de Neymar, que no se rendía.

El garoto buscaba desesperado espacios, trataba de ganar en velocidad, pero siempre terminaba en el piso.

Quedaba una vez más en evidencia que aislando a Brasil se acaba el peligro.

Pekerman sustituyó a Falcao por Víctor Ibarbo, reforzando el mediocampo y dejando a James más adelantado, el mismo módulo del Mundial Brasil-2014, en el que el ‘Tigre’ estuvo ausente por una lesión en la rodilla.

Mientras, Neymar comienza a apostar en la individualidad, que Colombia tiene bien estudiada y lo desarmaba con facilidad.

Al final, ya fuera del próximo partido, Neymar cerró el Brasil-Colombia discutiendo Jeison Murillo, el autor del gol y ‘el menino’ fue expulsado.

Cuatro décadas pasaron para que Colombia venciera a Brasil en la Copa América. Y James brilló.