Fingió ser un paciente y asaltó a todos en un ambulatorio

El hampón arrasó con tres estetoscopios, tres sellos húmedos, teléfonos celulares y dinero en efectivo.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium)Un delincuente “perfumado y bien parecido”, fingió ser paciente y asaltó en ambulatorio urbano III La Victoria, situado en la parroquia Caracciolo Parra Pérez, al oeste de Maracaibo, estado Zulia.

Según la publicación de Panorama, el hombre simulando un fuerte dolor abdominal, lo que le permitió el ingresó al área de emergencia del ambulatorio y posteriormente ejecutó un asalto masivo.

La primera en ser atacada, fue la enfermera de guardia le tomaba la presión arterial.

PÁNICO

“El sujeto llegó hasta la emergencia caminando con pausa y retorciéndose del ‘dolor’. Tomó asiento en la sala de espera y solicitó ser atendido. De repente, levantó su camisa y dejó ver el arma que llevaba oculta en su cinto. Con voz amenazante nos dijo que nos quedáramos quietos, que se trataba de un asalto”, recordó uno de los testigos.

En ese momento, el pánico se apoderó de las 13 personas, (tres médicos, tres enfermeras, dos pacientes, tres acompañantes y un camillero y un vigilante interno) que estaban en el sitio.

El delincuente no respetó ni a los enfermos que ahí se encontraban. Las súplicas que una de las doctoras le hizo al delincuente para que le permitiera brindar atención médica a un paciente que estaba convulsionando dentro del centro asistencial no le hicieron mella en su condición humana. Lo negó.

El hampón la golpeó en el rostro para callarla y, apuntándolas con el arma de fuego, exigió a las víctimas que caminaran por un pasillo hasta el cuarto de descanso de enfermeras.

Ahí los obligó a todos a desvestirse y entregar todas sus pertenencias.

Mientras las víctimas estaba desnudas encerradas en “el cuartico” el hampón arrasó con tres estetoscopios, tres sellos húmedos, teléfonos celulares y dinero en efectivo.

En cuestión de minutos abandonó la emergencia y caminó hasta el estacionamiento y se embarcó en un Aveo, azul, en el que había llegado.
Categoría: Venezuela | Claves: Delincuencia Estado Zulia