Gobierno encarga a sus Clap de la venta de alimentos en escasez

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: Reuters

(Caracas, Venezuela. Reuters) – Venezuela está colocando a comités vecinales ligados al oficialista Partido Socialista Unido (PSUV) a cargo de la distribución de alimentos, en medio de crecientes y violentas protestas por una escasez crónica que ha golpeado la popularidad del presidente Nicolás Maduro.

El Gobierno socialista quiere que agencias estatales compren el 70 por ciento de la producción local de comida y distribuyan gran parte de ella a la población, que está sufriendo por una severa recesión y una inflación de tres dígitos.

Funcionarios dijeron que el sistema reducirá el contrabando de comida subsidiada por el Estado al limitar el rol de los distribuidores privados, a quienes Maduro acusa de acaparamiento y de subir los precios como parte de “una guerra económica” en su contra.

“Es necesario entonces dotarnos, reconstruir un sistema de distribución propio del pueblo, autónomo del pueblo”, dijo el vicepresidente Aristóbulo Istúriz a un medio estatal.

Pero la oposición rechaza el plan, al considerarlo un sistema de racionamiento discriminatorio que provocará más hambre y que puede dar al PSUV el poder de impedir que los críticos del Gobierno reciban comida.

También argumentan que los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (conocidos como CLAP), violan las libertades básicas y no resuelven el problema de fondo que está en una economía poco productiva y en precios artificialmente bajos de los alimentos que fomentan el contrabando.

Los grupos pasaron relativamente desapercibidos cuando Maduro anunció por primera vez su creación en marzo.

Sin embargo, han recibido un ola de críticas por versiones no confirmadas de que los supermercados privados no recibirán más bienes básicos para que los CLAP se encarguen de la distribución, lo que provocó protestas cerca del palacio presidencial de Miraflores la semana pasada.

“El Gobierno quiere salir de esta crisis convirtiéndose en el ‘bachaquero’ (especulador) del miedo y el ‘bachaquero’ del hambre”, dijo Jesús Torrealba, jefe de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

Líderes del Gobierno consideran que las críticas son parte de un esfuerzo de la oposición para proteger a contrabandistas y empresarios inescrupulosos. Argumentan que los CLAP no serán los únicos distribuidores de comida.

“Atacan a los CLAP porque funcionan”, dijo el vicepresidente Istúriz.

Crédito: Reuters

Crédito: Reuters




Categoría: Venezuela | Claves: Clap