Las razones de Dudamel para no hablar de política

Dudamel ha sido objeto de duras críticas de parte de la oposición venezolana, que cree que debería usar su fama para denunciar los numerosos excesos que atribuyen al Gobierno socialista de su país.

Las razones de Dudamel para no hablar de políticaCrédito: Ariana Cubillos / AP Photo / Archivo
Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – La superestrella venezolana de la música clásica Gustavo Dudamel dijo el martes que se siente profundamente conmovido por las protestas en su país y en Estados Unidos en contra o en favor del Gobierno, pero sostiene que no adoptará una postura pública ni se alineará con alguna facción política.

Es posible que los manifestantes intenten usar los conciertos

En un artículo de opinión publicado en el diario Los Angeles Times, el director de la Orquesta Filarmónica de Los Ángeles y de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar, de Venezuela, dijo que la presentación conjunta que harán ambas formaciones en la ciudad californiana podría convertirse en un escenario para las manifestaciones.

“No soy ingenuo (…) Es posible que los manifestantes intenten usar los conciertos para mostrar su apoyo a favor o en contra de las políticas del Gobierno en Venezuela”, escribió Dudamel, de 34 años.

En lo que el director describió como un momento “emocionante” que subrayará el orgullo latino en su hogar de adopción, ambas orquestas se unirán para interpretar las sinfonías completas de Beethoven a partir del martes.

“AHORA QUIERO HABLAR POR MÍ MISMO”

Dudamel ha sido objeto de duras críticas de parte de la oposición venezolana, que cree que debería usar su fama para denunciar los numerosos excesos que atribuyen al Gobierno socialista de su país.

Dudamel indicó que muchas personas intentan decirle qué debe pensar. “Ahora quiero hablar por mí mismo”, escribió.

“No soy político ni activista. Aunque soy consciente de que algo tan benigno como dirigir una orquesta puede tener profundas ramificaciones políticas, no adoptaré públicamente una posición política ni me alinearé con un punto de vista o un partido en Venezuela o en Estados Unidos”, agregó.

“NO ESTOY DE ACUERDO CON ELLOS EN TODOS LOS ASUNTOS”

Dudamel aseguró que respeta y que se conmovió profundamente con las protestas pacíficas en ambos países.

“Siento su pasión y escucho sus voces. Pero no estoy de acuerdo con ellos en todos los asuntos“, señaló.

“Al mismo tiempo, tengo respeto por los líderes de Venezuela y los cargos que ocupan, aunque, de nuevo, no estoy de acuerdo con todas las decisiones que toman”, añadió.

“A los que creen que llevo demasiado tiempo en silencio, les digo esto: no confundan mi falta de posicionamiento político con una falta de compasión o creencias”, sentenció Dudamel.

“SOY PRODUCTO DE ‘EL SISTEMA'”

Por otra parte, en el mismo artículo de opinión, Dudamel habló sobre su formación en El Sistema, las características de éste y cómo ha sido el financiamiento de las actividades de este programa de educación musical.

“Permítanme dar un poco de perspectiva. Soy producto de El Sistema, el programa de educación musical, financiado por el gobierno, comenzó en 1975 por mi mentor, José Antonio Abreu. Proporciona formación de música clásica gratis para los niños de Venezuela, mientras promociona la dignidad humana, oportunidades y desarrollo. Es importante señalar que todos los gobiernos de Venezuel, desde 1975 han apoyado a El Sistema, y ​​que el actual gobierno ha aumentado el alcance del programa en los últimos tres años. Ahora, más de 700.000 niños al año son parte de El Sistema, frente a 500.000″, sostuvo.

“Todo lo que soy y todo lo que he conseguido es resultado directo de mi participación en El Sistema y la tutoría constante del maestro Abreu. El Sistema inculcó en mí lo que defiendo hoy: la igualdad, la equidad y la oportunidad”, agregó.

Asimismo, apuntó que en El Sistema, el hijo de un líder de la oposición y la hija de un ministro del Gobierno pueden “sentarse juntos a la otra crear música hermosa”.

“En ese momento, ellos no conocen de política. Ellos no están definidos por sus diferencias; que se definen por lo que comparten: una pasión por la buena música”, argumentó la estrella venezolana.

Asimismo, dijo evitar politizar el programa de educación musical, pues “si yo me alineo a mí mismo con una sola filosofía o política, entonces, por extensión, podría también politizar a El Sistema. Eso podría convertir a un programa venerado y exitoso en un saco de boxeo político y lo haría mucho más vulnerables a los caprichos políticos”.

“Muy a menudo el mundo se divide entre lo que no estamos de acuerdo. Tal vez soy un idealista, pero me imagino un mundo definido por lo que tenemos en común. Los músicos talentosos que tengo el honor de conducir son una metáfora de lo que el talento, la unidad y la esperanza pueden lograr”, remató.