Importaciones no son la solución al desabastecimiento, dicen expertos

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

 (Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – Las medidas impuestas por el Gobierno Nacional para apaciguar el desabastecimiento no han sido suficientes. Vender por el terminal de número de cédula, con captahuellas, o a través del Comités Locales de Abastecimiento y Distribución (Clap) no ha logrado que los anaqueles vuelvan a tener los productos de primera necesidad.

Ahora, se aplica la estrategia importar alimentos básicos pero con precios que con el sueldo mínimo actual que es de Bs. 22.576,50 son poco accesibles para muchos venezolano, reseña el Diario 2001.

CONTROL DE PRECIOS

Asdrúbal Oliveros, director de Ecoanalítica, explicó que el Gobierno se ha saltado, con la importación, los niveles de control en la venta de alimentos impuestos por ellos mismos.

Agregó que hay dos sistemas de compra en Venezuela; el primero es el que hace el Ejecutivo adquiriendo los productos de los Clap con dólar preferencial a 10 bolívares.

El sector privado por su parte, sin acceso a las divisas preferenciales, está llenando los anaqueles comprando a dólar Dicom de aproximadamente 660 bolívares por divisa o a la tasa del mercado negro, aún más caro.

Por otra parte, Cipriana Ramos, presidenta de Consecomercio, aseguró que el negocio informal que tienen los “bachaqueros” con los alimentos solo podrá ser detenido activando la producción nacional.

“No hay una cantidad de alimentos suficiente que pueda contra un mercado negro; no hay precios tan altos que pueda poner el Gobierno que acabe con el mercado negro”, manifestó.

DESEMPLEO

Las importaciones también han dejado sin empleo a cientos de venezolanos, porque al no haber producción nacional las empresas ya no tiene como pagarles. A esto se le suman los aumentos del sueldo base y del ticket de alimentación que para la mayoría de los empresarios es imposible de costear.

La vocera de Consecomercio indicó que la empresa privada está sobreviviendo. “Es una competencia desleal y una burla hacia el trabajador venezolano”, aseveró.

Al parecer, la única beneficiada con la compra de alimentos al extranjero es la inflación. “Si calculas índice inflacionario con el precio de los productos importados la cifra se dispara”, dijo

SOLUCIONES

Para Cipriana Ramos la solución al desabastecimiento es la libertad económica.

“Hay que eliminar los controles, no podemos seguir viviendo con un control de precios; además con una distorsión tan terrible, donde hay quienes venden un producto en 2.000 bolívares y el Gobierno autoriza a venderlo regulado en Bs. 190”, aseveró.

Por su parte, Roberto León Parilli, presidente de la Alianza Nacional de Usuarios y Consumidores (Anauco), explicó que la importación de no soluciona el desabastecimiento, ya que lo único que terminaría con este problema que aqueja a todos los venezolanos sería activar la producción nacional para así poder llenar los anaqueles.

Instó al Gobierno a dejar de lado el tema político y a trabajar en conjunto con la empresa privada para darle un respiro económico al país.

“La única manera es producir en Venezuela, y para hacerlo el Gobierno debe darse la mano con el sector empresarial, y es allí donde está el problema. Las barreras políticas han impedido que se pueda reactivar el aparato productivo nacional; y hasta que eso no suceda vamos a seguir dependiendo de los precios del petróleo y de los precios internacionales”.

Para leer el artículo completo haga click aquí.