La motivación política que tendría el caso del Alcalde de Caroní

"La decisión ya estaba tomada y no había vuelta atrás. El poder popular quedaba a un lado. La bota militar del Psuv tenía la última palabra", sentenció Correo del Caroní.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Forcejeos entre militantes afectos a López y la GNB tuvieron lugar durante la salida del alcalde de la audiencia de presentación. Crédito: William Urdaneta / Correo del Caroní

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – Una vez arrestado el alcalde de Caroní, el chavista José Ramón López, era bastante probable que permaneciera preso mientras transcurriera el lapso para las investigaciones de los fiscales. Para el periódico Correo del Caroní, era “más que evidente” que tras la decisión judicial se desarrollaba un juicio político.

Lea también: Congelan cuentas y recluyen en el Sebin al Alcalde de Caroní

Según indicó el diario, en un trabajo firmado por Jhoalys Siverio, entre los ingredientes principales de este juicio está el desacato del hoy imputado “a la orden de Diosdado Cabello”, es decir, del buró nacional del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), de abandonar la Alcaldía de Caroní y marcharse a Cuba, como habría estado previsto.

Según esta versión, López ignoró la “línea pesuvista”, con el hecho de haberse operado en Puerto Ordaz. Sin embargo, lo que habría precipitado su detención sería el desafío abierto de López al intentar reincorporarse y “dejar en el congelador” la táctica de montar al general Justo Noguera Pietri, actual presidente de Corporación Venezolana de Guyana (CVG), en la dirección general de la municipalidad, con miras a quedarse en el puesto de López.

La noche en que la jueza admitió los delitos formulados por los fiscales contra López, los representantes de los Círculos de Lucha Popular (CLP) del municipio Caroní sostuvieron una reunión con el exministro y candidato principal del chavismo a la Asamblea Nacional (AN) por el estado Bolívar, Héctor Rodríguez, para buscar un arreglo político, que tuviese como punto de partida la liberación del Alcalde.

“La decisión ya estaba tomada y no había vuelta atrás. El poder popular quedaba a un lado. La bota militar del Psuv tenía la última palabra”, sentenció Correo del Caroní.

En la audiencia de presentación, los fiscales 55° nacional y 4ª del estado Bolívar, Pedro Lupera y Mayerling Acosta, respectivamente, imputaron al burgomaestre bajo la presunta comisión de los delitos de peculado doloso propio, concierto de funcionario con contratista y evasión de procesos licitatorios.