Liquidez monetaria ha crecido 66% en lo que va de 2015

"Dada las condiciones actuales, la expansión monetaria solo puede trasladarse a un aumento del nivel de precios; estos en los últimos meses han estado creciendo a una velocidad mayor a la que crecen los medios de pago", refiere Econométrica en su reciente reporte Pulso Mensual.

Liquidez monetaria ha crecido 66% en lo que va de 2015La expansión monetaria sobre dos dígitos "ha sido la regla y no la excepción", señala la firma. Crédito: Alex Urbina/Sumarium
Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- En 2015 la liquidez monetaria ha crecido 66% y en las últimas semanas la expansión interanual ha alcanzado el 76%, sustentada en un importante aumento del circulante en 80% entre junio y julio, informó la empresa de asesoría económica y financiera Econométrica en su reporte Pulso Mensual de fecha 13 de julio de 2015.

“Es impensable que con una expansión monetaria de estos niveles pueda haber estabilidad en los precios”, señala la firma.

Econométrica agrega que la expansión monetaria sobre dos dígitos “ha sido la regla y no la excepción” durante el vigente control de cambio.

Para la firma Venezuela no cuenta hoy con un acervo de divisas, ni un flujo que permita sostener el consumo y contener el aumento en los precios mediante importaciones a un tipo de cambio a 6,30 bolívares por dólar, “extremadamente sobrevaluado”.

“Dada las condiciones actuales, la expansión monetaria solo puede trasladarse a un aumento del nivel de precios; estos en los últimos meses han estado creciendo a una velocidad mayor a la que crecen los medios de pago”, explicó.

“El desplome del bolívar en el mercado paralelo y el aumento de la inflación es una consecuencia directa del financiamiento monetario que ha hecho el Banco Central de Venezuela (BCV) al sector público”

El exceso monetario es para Econométrica uno de los mayores riesgos que enfrenta la economía venezolana. “El desplome del bolívar en el mercado paralelo y el aumento de la inflación es una consecuencia directa del financiamiento monetario que ha hecho el Banco Central de Venezuela (BCV) al sector público. Cómo lograr contener todos estos fenómenos es el reto fundamental que tendrá la política económica en los próximos meses”, apunta la firma.

Econométrica advierte que el estallido de controles que registra la economía venezolana vendrá acompañado de un aumento considerable del nivel de precios. “Este aumento está licuando parte importante del patrimonio que las empresas y los hogares mantienen en la banca. Tratar de preservar este valor es una tarea realmente difícil en un entorno de represión financiera y escasez”.

En ese sentido, la firma recomienda desestimar cualquier colocación ilíquida en bolívares, ya que el retorno real en este tipo de colocaciones ha sido negativo por años y lo será en los próximos meses.

En segundo lugar, sugiere mantener saldos bancarios únicamente por motivos de gasto corriente y de precaución. Los saldos bancarios serán licuados a medida que aumente el nivel de precios.

“Tercero, adquiera insumos, bienes durables y semidurables. Evalúe bien las posibilidades y tenga en cuenta que lo que hoy le puede parecer caro en unas semanas puede no serlo. Sobre los bienes durables la recomendación viene con restricciones. Existen mercados de bienes durables cuyos precios se mantienen dolarizados. Estos mercados están sujetos a que una vez sea eliminado el control de cambio puedan sufrir ajustes a la baja significativos. Preservar sus activos en bolívares no será tarea sencilla pero tenga la certeza que mantener grandes sumas en el sistema bancario no ha sido, ni será en los próximos meses, una buena alternativa”, refiere la firma.