Ministro de Finanzas dimitirá si gana el “sí”

Ministro de Finanzas dimitirá si gana el “sí”Varoufakis descartó la posibilidad y la capacidad de su país de volver al dracma. Crédito: John Thys/ AFP
Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(París, Francia | AFP).- Yanis Varoufakis afirmó el jueves a Bloomberg TV que “dejará de ser” ministro de Finanzas de Grecia si el ‘sí’ gana en el referéndum del próximo domingo.

A la pregunta “Si el sí ganara, ¿seguirá siendo el lunes ministro de Finanzas?”, Varoufakis respondió: “Dejaré de serlo”.

El referéndum tiene como objeto aceptar o no las propuestas financieras y de reforma de los acreedores del país, a cambio de la entrega de liquidez a Atenas.

El gobierno de izquierda radical de Syriza hace campaña por el ‘no’. Según el primer ministro Alexis Tsipras, las propuestas de los acreedores acentúan la austeridad y no resuelven el problema de la gran deuda pública de Grecia (180% del PIB).

Queremos desesperadamente seguir en el euro, aunque critiquemos su marco institucional

Varios responsables europeos temen que una victoria del ‘no’ impulse a Grecia fuera del euro, opinión que no comparte Varoufakis.

“Si gana el no, como recomendamos al pueblo griego, comenzaremos de inmediato a negociar y, créame, habrá un acuerdo sobre bases muy diferentes a las de las instituciones” acreedoras (FMI, BCE y Comisión Europea), dijo el ministro de Finanzas.

Las propuestas hechas por los acreedores fueron presentadas la semana pasada “en el modo +o lo tomas o lo dejas+”, según Varoufakis.

El ministro reiteró que la consulta del domingo no es un referéndum sobre la permanencia de Grecia en la Unión monetaria: “Queremos desesperadamente seguir en el euro, aunque critiquemos su marco institucional”, afirmó.

Por otro lado, Varoufakis descartó la posibilidad y la capacidad de su país de volver al dracma. “No tenemos la capacidad” para hacerlo, declaró a la radio australiana ABC, pues “no tenemos planchas para imprimir billetes”.

Grecia se “deshizo” de esas planchas en 2000, un año antes de que Grecia entrara en la zona euro, pues ésta es concebida como una “unión monetaria irreversible”, explicó el ministro.