eltelegrafo

No hay por qué atizar más el fuego entre Venezuela y Colombia

Para que la sangre no llegue al río, bien haría todo mundo en tender puentes.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Editorial El Telégrafo)- El martes pasado se realizó en Quito el Congreso de Historia, organizado por la Unasur, a propósito del Bicentenario de la Carta de Jamaica, documento histórico de la pluma de Simón Bolívar. Y ahí los historiadores nos recordaron el sentido y valor simbólico de los pueblos fronterizos entre Venezuela y Colombia.

Incluso, uno de ellos habló de esa cuarta región para los dos países. En otras palabras: no es un tema de ahora, históricamente hay un tratamiento discriminador para esa zona de parte de los dos países. Sin embargo, en el afán de echar más leña al fuego, todo el aparato conservador político y mediático antibolivariano aprovecha de esto para sembrar veneno y discordia.

Los mandatarios de las dos naciones, ahora en disputa, apelaron a la buena voluntad de sus colegas de la región. Y para que la sangre no llegue al río, bien haría todo mundo en tender puentes, hacerse eco de los llamados al diálogo y a la solución sensata del diferendo. La integración sudamericana también pasa por entender estos problemas en las fronteras y encontrar las soluciones más inteligentes en bien de dos pueblos hermanos.

Categoría: Opinión