Oposición entregó 80 cajas al CNE con 1,85 millones de firmas

La alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) aseguró haber colectado más de 2.500.000 aunque decidió entregar las primeras 1.850.000 rúbricas verificadas para dar celeridad al proceso.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: AFP

(Caracas, Venezuela. EFE).- La oposición venezolana entregó hoy al Poder Electoral 1.850.000 firmas para activar el proceso para revocar el mandato del presidente, Nicolás Maduro, mientras el chavismo advirtió que no solo revisará las rúbricas sino que pedirá la suspensión del referendo si los opositores incurren en violencia.

De acuerdo con el reglamento para el referendo revocatorio hecho por el Consejo Nacional Electoral (CNE), la oposición debía entregar 195.721 firmas que equivalen al 1 % de los poco más de 19 millones de venezolanos en el registro de votantes para activar el inicio del proceso que permita acortar el mandato presidencial.

Y aunque el CNE había dado plazo de 30 días para realizar esa primera etapa de recolección de firmas, la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) aseguró haber colectado más de 2.500.000 aunque decidió entregar las primeras 1.850.000 rúbricas verificadas para dar celeridad al proceso.

La MUD informó en un comunicado que el acto de entrega de las firmas se cumplió la mañana de este lunes cuando arribó una flotilla de vehículos pesados con 80 cajas que contenían 2.500 planillas (formatos) con las firmas.

CELERIDAD AL PROCESO

“Este es sólo el inicio del camino que culminará con la realización del RR (referendo revocatorio) y la elección de un Gobierno de Unidad”, dijo el secretario ejecutivo de MUD, Jesús Torrealba, en su cuenta de Twitter.

El vocero de la alianza dijo que la oposición “madrugó” para entregar las firmas y evitar así ser emboscados “por los violentos de costumbre” al referirse a los supuestos chavistas que han atacado a periodistas y opositores en la sede principal del CNE.

De acuerdo con la legislación electoral, una vez verificados y aprobados estos datos, el CNE dará un nuevo plazo a los solicitantes para que esta vez entreguen una colección de firmas en favor del referendo equivalentes a al menos al 20 % del padrón electoral, unos cuatro millones de firmas.

El dos veces candidato a la Presidencia Henrique Capriles advirtió hoy que CNE tiene cinco y no 30 días para verificar las firmas, al hacer frente a la reciente declaración de la rectora del Poder Electoral Tania D’ Amelio que señaló que debe cumplirse ese lapso para analizar las rúbricas.

LA MUD NO ACEPTARÁ MÁS OBSTÁCULOS

“No vamos a aceptar que el CNE pretenda obstaculizar la vía democrática”, dijo Capriles.

El también gobernador del céntrico estado Miranda recordó que el CNE hizo un reglamento para solicitar el revocatorio que crea el requisito del 1 % de las firmas para poder acceder a la exigencia establecida en la Constitución que pide solo el 20 % de las firmas del padrón electoral para activar el proceso.

“Se inventaron el 1 %”, pero se ha cumplido, y “después del proceso de validación vendrá el grueso que es el 20 por ciento”, señaló el opositor.

Tras la entrega de las firmas al CNE los miembros de una comisión creada por Maduro para “vigilar” el proceso de activación del revocatorio pidieron al Poder Electoral detener esta iniciativa si la oposición incurre en actos violentos.

“No vamos a permitir el doble juego opositor. O se mantienen dentro del cauce democrático o nosotros vamos a solicitar que los procedimientos se detengan hasta que vuelvan a dicho cauce”, dijo Jorge Rodríguez, titular de esa comisión presidencial.

CHAVISMO QUIERE PONERLE LAS MANOS A LAS RÚBRICAS

El también alcalde del municipio Libertador de Caracas formalizó hoy su petición ante los rectores del CNE, algunos de los cuales ya “han sido agredidos”, aseguró sin más precisiones sobre estas supuestas agresiones.

Rodríguez, que fue presidente del CNE cuando la oposición logró la convocatoria a un revocatorio al mandato del antecesor de Maduro, Hugo Chávez (1999-2013), que finalmente lo ganó, dijo que la comisión creada por el actual gobernante tiene la tarea “de vigilar” que el actual proceso opositor “sea limpio”.

Adelantó que también pedirá a las autoridades del CNE que se les autorice a los miembros de su comisión “estar presente en todos los procedimientos relacionados” con la petición de referendo, para revisar las firmas de los electores.

El primer vicepresidente del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello, dijo que la oposición en realidad no quiere activar un revocatorio pues dejó pasar mucho tiempo para iniciar la primera recolección de firmas.

Dijo que la oposición inicia este proceso de forma tardía “para después decir ‘el Gobierno nos bloqueó y no quiso hacer el referendo'”.