Piñera llama “a alzar la voz” contra “dictadura” en Venezuela

De todos modos, se espera que este domingo representantes del Gobierno y la oposición se reúnan en Isla Margarita, con la mediación de la Iglesia católica, para iniciar un diálogo e intentar bajar las tensiones

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Santiago de Chile, Chile. EFE).- El expresidente chileno Sebastián Piñera (2010-2014) llamó hoy a los Gobiernos de la región “a alzar fuerte la voz” contra la “dictadura” de Venezuela, donde este viernes la oposición convocó a un paro nacional.

“El Gobierno venezolano se transformó en dictadura”, dijo Piñera en su cuenta de Twitter, en alusión a los últimos hechos ocurridos como la suspensión del proceso revocatorio en contra del presidente Nicolás Maduro.

El exmandatario conservador chileno agregó que “los gobiernos democráticos deben alzar fuerte y clara su voz en defensa de libertad y democracia”.

Esta no es la primera vez en que Sebastián Piñera se ha manifestado en contra de la gestión de Nicolás Maduro.

Ya viajó en 2015 a Caracas para expresar su apoyo a la oposición política, instancia en la que fue duramente criticado por el mandatario venezolano.

La oposición venezolana reunida en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) convocó el miércoles pasado a una huelga general de 12 horas como parte de las acciones de protesta que ha emprendido por la suspensión del proceso para activar un referendo revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro.

El jefe de Estado advirtió el jueves de que el Gobierno venezolano haría una inspección a las empresas del sector agroindustrial y farmacéutico del país y que aquella que secundara la huelga general de 12 horas convocada por la oposición sería “recuperada por la clase obrera”.

“Empresa parada, empresa recuperada por la clase obrera (…). No voy a dudar ni voy a aceptar ningún tipo de conspiraciones”, afirmó Maduro.

De todos modos, se espera que este domingo representantes del Gobierno y la oposición se reúnan en Isla Margarita, con la mediación de la Iglesia católica, para iniciar un diálogo e intentar bajar las tensiones.