¿Por qué el gobierno no toma las decisiones económicas importantes?

Muchos economistas piensan que el mejoramiento progresivo de la economía venezolana comienza por liberar los precios y los controles cambiarios. Sin embargo, tendrá que ir acompañado de un plan de estabilización que generaría bienestar a largo plazo.

¿Por qué el gobierno no toma las decisiones económicas importantes?Milagros Alvarez carga a su hija de 5 meses Annabeth mientras espera en la cola de una popular farmacia en Venezuela con la esperanza de adquirir pañales desechables. Crédito: Ariana Cubillos / AP Photo/ Archivo
Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – No hace falta ser un experto para saber que la situación económica en Venezuela no es nada fácil; pero a la hora de hacer diagnósticos, muchos apuntan sus causas para darle explicación a una de las coyunturas más adversas que ha tenido que soportar la nación durante su historia, como si fueran eruditos de la ciencia al mejor estilo de Adam Smith: “guerra económica”, “inflación”, “escasez”, “modelo fallido”, “corrupción”, “ineficiencia”, son algunas de las palabras que se han escuchado en la voz de algún político o dos; pero lo cierto es que pocos se atreven a analizar una posible solución al abrumador panorama actual y sus consecuencias.

El diario El Impulso publicó un trabajo sobre la situación económica del país en el que tras entrevistar a varias fuentes especializadas, aseguran que el libre mercado y la sana competencia podrían ayudar a estimular el mercado venezolano.

El economista y docente de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Luis Oliveros, coincidió con el clamor de diversos sectores productivos y cadenas comerciales del país que solicitan con urgencia la eliminación de los controles de precios y de divisas, con el fin de frenar la escasez, dar prioridad a la producción nacional y permitir la formación de precios a través de la relación de competencia.

Sin embargo, pese a la insistencia de las cadenas comerciales, el Ejecutivo se ha negado sostenidamente a cualquier posibilidad de que esto ocurra, puesto que sería una decisión que iría en la dirección opuesta al socialismo.

Oliveros considera que la situación actual del país es un reflejo claro de que los controles que implementó el gobierno “no abatieron la inflación, ni generaron calidad de vida a los venezolanos”.

SE AGUDIZA LA INFLACIÓN Y LA ESCASEZ

“No puede ser un 30% de ganancia para todos por igual, porque los precios se fijan en competencia… Un control sobre otro control genera anarquía absoluta”.

La presidenta del Consejo Nacional de Comercio (Consecomercio), Ciprina Ramos, opinó que las medidas que ha impuesto el gobierno tienen un efecto contrario a lo que quieren construir y explica que al fijar un porcentaje de ganancia, se desincentiva cualquier tipo de producción nacional porque no se incluyen los gastos de fabricación, por ende, cada empresa estará obligada a vender la mercancía a pérdida.

Recientemente, en un intento para frenar los flagelos de la economía, el gobierno implementó una modificación a la Ley de Precios Justos, para establecer los márgenes de ganancia para los productores nacionales (30%), importadores (20%) y un porcentaje distribuido entre la cadena de comercialización (60%).

Ramos advierte que la realidad es distinta y que resulta ineficiente imponer la fijaciones porcentuales porque al hacerlo se ignora el porcentaje de ganancia de cada productor, que debería desprenderse de sí mismo y de su proceso productivo: “No puede ser un 30% de ganancia para todos por igual, porque los precios se fijan en competencia… Un control sobre otro control genera anarquía absoluta”.

¿QUÉ PODRÍA OCURRIR SI SE LIBERAN LOS PRECIOS?

Crédito: Sumarium/ Archivo

A juicio de el economista, la liberación de precios generaría más inflación, pero es un camino que tiene que ser abordado porque a largo plazo, garantizaría una mejora sustancial en el sistema económico.

“La inflación ya se aprecia. Pero la liberación de precios propiciaría un aumento de la demanda y posterior estabilidad del mercado”, enunció.

En este sentido, explicó que los mecanismos más eficientes para la asignación de recursos es el mismo mercado y el sistema de precios libres.

“Si se permite que la oferta y la demanda de los bienes dicten el precio, se gozará de una formación natural y eficiente de éstos, marcada por la misma competencia. Esto, acompañado de un gobierno que garantice una sana marcha de la economía, sin calamidades fiscales, monetarias o de cambio, generará mejoría”, garantizó.

PROGRAMA ECONÓMICO DE ESTABILIZACIÓN

Establecer un libre mercado no es tarea fácil y debe estar acompañado de una serie de medidas que aborden distintos problemas de la economía de la nación, de manera que el bienestar pueda generarse de manera sostenida: “Un paciente que está tan enfermo, que no se puede hacer un solo abordaje de la situación, sino aplicar un tratamiento integral y multidisciplinario”.

La aplicación de una medida de este tipo debería entonces ser presentada junto a un programa económico de estabilización. Recordó que en uno de los gobiernos de Rafael Caldera se intentó liberar el control de cambio, sin el ajuste de otras áreas, lo cual generó un resultado catastrófico.

Por otro lado, el economista y docente universitario, Maxim Ross piensa que la solución reside en aplicar “políticas macroeconómicas vinculantes y concomitantes, que soporten los mecanismos de liberación, es decir, disciplina fiscal, disciplina monetaria y un  Banco Central con poderes, independiente y autónomo (…) “El gobierno ha generado con sus medidas niveles de pobreza tan elevado, que es necesario que se apoye al ciudadano, a través de subsidios directos a las personas de escasos recursos”, dijo Ross.
Como un ejemplo, habló de la posibilidad de desviar el dinero que se produzca de un hipotético aumento de la gasolina para financiar una serie de subsidios que no estén relacionados con la tendencia política del venezolano, de manera que no se genere una dependencia hacia el gobierno de turno.

Otra opción que mencionó tiene que ver con “bancarizar” a la población, para que tenga acceso a créditos.

Continuó haciendo hincapié en la necesidad de corregir el déficit fiscal y la caída del Producto Interno Bruto (PIB), propiciando un orden fiscal y monetario, que permita unificar la tasa de cambio y mejorar la economía venezolana, algo que pasa por sincerar los precios de algunos bienes y servicios como la electricidad de la gasolina y la electricidad.

Y otro elemento que debe añadirse a la lista es la revisión de la utilidad y condiciones de las más de 850 empresas del Estado.

RECULAR, ¿UN REVÉS IDEOLÓGICO?

Luis Oliveros explica que el gobierno es incapaz de tomar las decisiones para mejorar la economía venezolana porque aunado a que implica ir en contra de la doctrina socialista, generaría mucho rechazo popular.

Por su parte Ross, dice que una liberación del modelo ideológico y económico es una “utopía”, y que un ajuste de este tipo solo sería posible a través de un cambio de gobierno.

El presidente de la Alianza Nacional de Usuarios y Consumidores (Anuco), Roberto León Parilli, garantizó que de podrían llegar apoyar una liberación de los precios, con la condición de que el Estado continúe su rol proteccionista.

De igual forma, sugirió que lo más conveniente dentro de la situación actual pasaría por establecer una ampliación de mercado, de manera que existan más alternativas de productos para generar un control de precios automático.

“El pueblo no se puede sentir protegido, puesto que no es protección promover un escenario de largas colas o el pago a un tercero, que sería el bachaquero, para la adquisición de productos de primera necesidad”.

Para León Parilli la ley de oferta y la demanda es real: “más oferta a menos precios y menos oferta a más precios”.

Concluyó expresando que una liberación de precios no significa necesariamente que el Estado será ajeno al mercado: “Muy por el contrario puede intervenir, regular y generar bandas, para progresivamente ir liberando los precios, de acuerdo con el comportamiento del mismo”.

Categoría: Economía Venezuela