Privan de libertad a más policías de Bolívar por caso de extorsión

Le retuvieron su moto y le pidieron la cantidad de 200 mil bolívares. Una parte fue cancelada por un familiar y el joven quedó liberado. El afectado denunció lo sucedido ante el Conas, en la ciudad de Puerto Ordaz

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- Los oficiales agregados de la Policía del estado Bolívar, Iván Eduardo Hernández Núñez y José Gregorio Hernández Núñez, fueron privados de libertad por presuntamente haber encubierto a seis policías que extorsionaron con Bs. 200.000 a un joven, a cambio de devolverle su motocicleta y no involucrarlo en un delito.

El Ministerio Público informó que los fiscales 46º nacional y 1° de Puerto Ordaz, Orlando Padrón y Jairo Chacón, respectivamente, imputaron a los funcionarios policiales por los delitos de instigación a delinquir, daños a bienes muebles propiedad del Estado y encubrimiento. Permanecerán recluidos en el Centro de Coordinación Policial Guaiparo, en San Félix.

También está imputado Douglas Alberto Ramos Olivo, por presuntamente encubrir los delitos de extorsión, fuga de detenido y lesiones. El supervisor de la Brigada Motorizada, Luis José Cabrera Ojeda, y los oficiales Clarice Delsine Garcés, Erick David Gómez Rodríguez, Junior José Martínez Ravanac y Gerardo Freires Méndez, fueron imputados por extorsión agravada, privación ilegítima de libertad, lesiones intencionales y agavillamiento.

El pasado 6 de agosto, la víctima iba a bordo de su motocicleta cuando fue interceptado por los policías regionales, quienes le retuvieron su moto y le pidieron la cantidad de 200 mil bolívares. Una parte fue cancelada por un familiar y el joven quedó liberado. El afectado denunció lo sucedido ante el Conas, en la ciudad de Puerto Ordaz.

Posteriormente, se planificó una entrega controlada del dinero, pero se suscitó una situación irregular entre efectivos del Conas y funcionarios de la Policía del estado Bolívar, quienes impidieron la ejecución de la orden judicial. El Ministerio Público solicitó órdenes de aprehensión contra los ocho policías regionales.