Restaurantes se “ajustan el cinturón” para evitar pérdidas

"Solíamos atender a 80 personas aproximadamente. Ahora, si hacemos 12 ventas es demasiado", denunció gerente de Mcdonald's, Yainer Flores.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- Ante la aguda crisis económica, los locales de comida rápida han realizado ajustes en las porciones de alimentos y así evitar pérdidas.

Las empresas han colocado ciertas políticas ante la crítica situación que atraviesa la nación, como proyecciones de clientes, evitar entregar la comida sobrante a los empleados, demanda de los productos y sobre todo, disminuir los desperdicios. “Ya como todo está más caro, no podemos servir a placer, sino por peso“, aseguró empleado de la heladería Efe en el centro comercial Sambil de Caracas, la cual ha reducido en un 70% las ventas de sus helados, ante su precio actual esta entre Bs. 650 a Bs. 2.500.

Aquí nada se bota y nada se puede llevar

La franquicia de pollos Arturo’s realizó un estudio para estimar cuántas personas pueden atender en un día, ya que sus ventas han caído a un 30% por el incremento de los precios en sus combos. “Tratamos de controlar más lo que hacemos y disminuir los desperdicios“, sentenció el gerente del centro de comida, Washington Gómez.

La cifra de los clientes ha disminuido de 80 ventas diarias a 12 como máximo en el año 2016, según los análisis de los locales de comida como Macdonald’s, Miga’s y Wendy’s y Pronto Express, donde el gerente Jonathan Briceño declaró: “En diciembre había más movimiento porque la gente había cobrado y tenía dinero; pero el mes de enero fue más lento, fue ahí cuando uno se dio cuenta”, reseñó Efecto Cocuyo.




Categoría: Venezuela