Rusia se molesta por inauguración de escudo antimisiles de la Otan en Rumania

"Este sistema está dirigido en un 100 por ciento contra nosotros. Reforzaremos nuestra defensa, por ejemplo con sistemas de alerta temprana y defensa en el Ártico", afirmó el jefe del comité de Defensa en la Duma (Cámara baja del Parlamento ruso), almirante Vladimir Komoyedov.

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Video: EFE / YouTube

(Moscú, Rusia/ Deveselu, Rumania. dpa) – La puesta en marcha hoy en Develesu, Rumania, de unas instalaciones que forman parte del escudo antimisiles de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) generó un nuevo enfrentamiento con las autoridades rusas.

“Este sistema está dirigido en un 100 por ciento contra nosotros. Reforzaremos nuestra defensa, por ejemplo con sistemas de alerta temprana y defensa en el Ártico”, afirmó el jefe del comité de Defensa en la Duma (Cámara baja del Parlamento), almirante Vladimir Komoyedov.

Su homólogo en el Consejo de la Federación (Cámara alta), Viktor Oserov, recordó que Rusia ha advertido en muchas ocasiones a la OTAN sobre las consecuencias de un sistema antimisiles de este tipo. Como reacción, Moscú podría desplegar ahora misiles del tipo Iskander en el enclave báltico de Kaliningrado, señaló.

RUSIA SE SIENTE AMENAZADA

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, calificó el escudo antimisiles como una amenaza para la seguridad de Rusia. “La pregunta que ha hecho muchas veces el presidente Vladimir Putin sigue vigente: ¿Contra quién va dirigido este sistema?

Al principio se presentó a la instalación como una protección ante eventuales misiles iraníes, pero ese peligro ha sido ahora conjurado. “Sin lugar a dudas tomaremos medidas para nuestra seguridad”, señaló Peskov, citado por la agencia Interfax.

En la ceremonia de inauguración hoy en Deveselu, Rumania, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, había asegurado que el sistema no va contra Rusia.

EEUU DESMIENTE

En el acto, en el que también estuvieron presentes funcionarios estadounidenses, se afirmó que es técnicamente imposible que el sistema derribe misiles rusos. Estados Unidos, que lidera el proyecto, reitera que su objetivo es servir de protección ante Irán.

“La geografía y la física hacen imposible para el sistema de la OTAN derribar los misiles balísticos intercontinentales rusos”, escribió Stoltenberg en un artículo de opinión publicado hoy en el periódico rumano “Adevarul”.

“Los interceptores son demasiado pocos y están demasiado al sur o demasiado cerca de Rusia para hacerlo”, añadió. “Lo hemos aclarado a las autoridades rusas en reiteradas ocasiones.”

La base de Deveselu, construida a un costo de 800 millones de dólares (unos 700 millones de euros), fue levantada en solitario por Estados Unidos. Bautizada “Aegis”, será puesta bajo mando de la OTAN en la próxima cumbre de la Alianza, prevista para julio en Varsovia.

AVANZA EL ESCUDO

Una segunda parte de las instalaciones estará en Polonia. Este viernes empieza la construcción en la localidad de Redzikowo, ubicada cerca de Kaliningrado, y se espera que esté operativa en 2018.

El escudo ha estado parcialmente operativo ya desde hace varios años gracias a un radar en Turquía, un centro de comando de misiles en Alemania y cuatro barcos estadounidenses con interceptores en el sur de España. Las negociaciones para incluir a Rusia en el sistema fracasaron.

Deveselu “incrementará significativamente la cobertura defensiva del territorio de la OTAN de ataques con misiles de corto y medio alcance”, afirmó Stoltenberg.

“No sabemos a qué desafíos nos enfrentaremos. La historia de 67 años de la OTAN nos lo ha enseñado muy bien”, añadió. “Pero también nos ha enseñado el valor de estar preparados para defender a nuestras naciones de cualquier amenaza en cualquier momento”.




Categoría: Mundo | Claves: Estados Unidos Otan Rusia Unión Europea