Semtei describe “el collar de bolas criollas” que Venezuela tiene en el cuello

"Con las locuras de estos gobiernos rojos rojitos fuimos demandados. Al por mayor. Tenemos 23 casos abiertos"

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) El analista y escritor, Eduardo Semtei decidió publicar una carta pública a Leopoldo López, Henrique Capriles, Henri Falcón, Antonio Ledezma y María Corina Machado.

En el escrito, el exdiputado decide preguntarle a los dirigentes de la oposición como solventar problemas puntuales de llegar al poder en una situación económica tan compleja.

Semtei les recuerda los malos tratos que recibieron los inversionistas extrajenros en Venezuela en los últimos años: “fueron tratados como bandidos”.

Pero los siempre astutos inversionistas extranjero establecieron desde el principio que en caso de una disputa, solo se resolviera a través de la Ciadi y Icsid, una oficina del Banco Mundial.

Sin embargo, hace algunos años Venezuela se separó de ese conviene, lo que quiere decir que sin garantía que soporte una indemnización.

Luego de que Venezuela se separara del convenio, no existía garantía fuera de Venezuela en caso de expropiación o compra forzada. Esto originó demandas al “por mayor”, ante lo que Semtei le pregunta a los dirigentes de la oposición “¿Qué harán entonces ustedes López, Capriles, Falcón, Ledezma y Machado con la catarata de demandas que hay contra nosotros? Les advierto que nosotros perdemos 75% de las querellas de que somos objeto en Ciadi”.

“López, Capriles, Falcón, Ledezma y Machado, ¿cómo hacemos cuando este collar de bolas criollas nos agarre con el pescuezo cansado?”, prosigue.

A continuación la columna completa publicada por El Nacional:

Espero que hayan leído la carta que les escribí la semana pasada. Ahora les digo: ustedes saben mejor que yo que los inversionistas extranjeros fueron tratados como unos bandidos durante los últimos 15 años. Hasta de sarnosos les etiquetaron. Olían a azufre. Chávez y Maduro les han dicho cuanta grosería se les antoja. Y cada vez que se resbalan los expropian, los confiscan, los atropellan, les toman las empresas. Casos hay por montones. Pero los inversionistas, conocedores de lo inestable de estos gobiernos latinoamericanos, siempre han tomado previsiones por si ocurre uno de esos disparates que se hicieron tan frecuentes y que alcanzaron su paroxismo en los dos gobiernos de los rojos rojitos de la patria de Bolívar.

Los inversionistas extranjeros para meter los cobres en Venezuela solicitaban que en caso de una disputa con el gobierno venezolano no fueran, ni de vaina, los tribunales vernáculos los encargados de arbitrar o sentenciar los naturales reclamos. Todos los musiúes firmaron con Venezuela acuerdos para que fuera el Ciadi (Centro Internacional para el Arreglo de Diferencias Relativas a Inversión Extranjera) y por sus siglas en inglés, ICSID (International Centre for Settlement of Investment Disputes), los jueces que decidieran las disputas. Esta es una oficina del Banco Mundial.

Venezuela, hace algunos años, se separó de este convenio y consecuencialmente ningún inversionista responsable y serio mostrará interés alguno de invertir si no existe alguna garantía fuera de Venezuela que les asegure una indemnización adecuada al momento de un proceso de expropiación o compra forzada. Salirse del Ciadi es como decirle al mundo financiero internacional: “Aquí la ley soy yo y si te expropio te pago lo que me dé la gana”.

Con las locuras de estos gobiernos rojos rojitos fuimos demandados. Al por mayor. Tenemos 23 casos abiertos. Somos el país más perseguido. Los últimos 2 batacazos que nos dieron fue declarar sin lugar nuestra apelación a una condena por 1.600 millones de dólares a favor de Exxon-Mobil por las expropiaciones de que fueron objeto y sentenciar como firme el grupo de árbitros que juzgan los reclamos por unos 450 millones de dólares de la Owens Illinois.

El retiro de los derechos de giro del Fondo Monetario Internacional y la venta de la refinería en Luisiana no alcanza para pagar esas indemnizaciones que, por cierto, les da derecho a tales empresas de embargar en aguas internacionales o en puertos extranjeros cualquier envío de crudo que hayamos despachado o cualquiera factura petrolera, órdenes de pago, depósitos, transferencias y pare usted de contar, hasta cubrir la totalidad de la condena, en caso de que nos neguemos a honrar la deuda.

Estas decisiones del Banco Mundial, del Ciadi en particular, ya son firmes y no tienen apelación. ¿Qué harán entonces ustedes López, Capriles, Falcón, Ledezma y Machado con la catarata de demandas que hay contra nosotros? Les advierto que nosotros perdemos 75% de las querellas de que somos objeto en Ciadi, además, en promedio le adjudican 80% de lo demandado, así que registren, memoricen, que la suma de los dineros reclamados por las empresas que se sintieron afectadas por los procesos arbitrarios de toma de sedes (como Clorox) o de expropiación (como Conoco-Phillips) o de confiscación (como Cristalex) salpica los 40.000 millones de dólares.

Entonces, si perdemos 75% de los casos, tenemos un pasivo eventual de unos 30.000 millones de dólares y si el reparo que adjudican es de aproximadamente 80%, nuestra pérdida neta contingente por demandas alcanzará en los próximos años unos 24.000 millones de dólares. ¿De dónde van ustedes, López, Capriles, Falcón, Ledezma y Machado, a sacar esa suma monstruosa ahora que el petróleo bajó y que además tenemos unos compromisos de deuda casi enfermizos como traté de explicarles la semana pasada?

Finalmente, y para su conocimiento, y de todos los venezolanos, les voy a enumerar las demandas que tenemos en contra y en las que estamos guindando peligrosamente. Lean con atención: 1) Nos está demandando la empresa Highbury International por asuntos mineros, oro y diamantes. Demanda incoada en el año 2014. 2) Anglo American PCL por asuntos petroleros. 2014. 3) Valores Mundiales S. L. and Consorcio Andino S. L. Asuntos de la industria de alimentos. 2013. 4) Transban Investment Corporation. Industria del transporte y de vehículos. 2012. 5) Tenaris S. A. y Talta. Industria de acero y briquetas. 2012. 6) Fábrica de Vidrios Los Andes C. A. y Owens-Illinois de Venezuela C. A. Industria del vidrio. 2012. 7) Blue Bank International &Trust Ltd. Industria turística 2012. 8) Rusoro Mining Ltd. Minería: oro y diamantes. 2012. 9) Valle Verde Sociedad Financiera S. L. Banca y finanzas. 2012. 10) Saint-Gobain Performance Plastics Europe. Industria plástica. 2012. 11) Tenaris S. A. y Talta. Acería y briquetas. 2011. 12) Koch Minerals and Koch Nitrogen. Industria de fertilizantes. 2011. 13) The Williams Companies. International Holdings B. V. Wilpro Energy Services. Industria del gas. 2011. 14) Crystallex International Corporation. Oro y diamantes. 2011. 15) Longreef Investmente A. V. V. Torrefactoras. Industria del café. 2011. 16) Highbury International AW and Ramstein Trading Inc. Minería: oro y diamantes 2010. 17) Flughafen Zurich A. G. Industria de la construcción. Aeropuertos. 2010. 18) Universal Compression International Holding S. L. U. Petróleo y gas. 2010. 19) Tidewater Investment SRL and Tidewater Caribe. Transporte marino. 2010. 20) Holcim Limited. Holderfin B. V. and Caricement B. V. Industria del cemento. 2009. 21) Conoco Phillips Petrozuata. Conoco Phillips Hamaca B. V. y Conoco Phillips Gulf of Paria B. V. Gas y petróleo. 2008/2007. 22) Venezuela Holding B. V. Petróleo y gas. 2007. 23) Vestey Group Ltd. Industria farmacéutica. 2006.

Como verán estamos demandados por todo tipo de industria. Y con pocas posibilidades de ganar. Los abusos de Chávez fueron descarados. Así que os pregunto nuevamente: López, Capriles, Falcón, Ledezma y Machado, ¿cómo hacemos cuando este collar de bolas criollas nos agarre con el pescuezo cansado?

Una última cuestión, y que por más que sea da arrechera, ¿quién es la abogada que lleva estos casos donde nos dan palo a cada rato y que ha cobrado hasta la fecha 35 millones de dólares? Adivina adivinador. ¿Quién será? Sí señor. La misma. La suegra.

Posdata para los criticones: Estas dos cartas fueron redactadas con el propósito de reflejar crudamente la Venezuela que encontraremos al llegar al gobierno y que solo un gran plan nacional un gobierno de unidad nacional, un esfuerzo de todos podrá rescatarnos del abismo.

Categoría: Venezuela