“¡Suerte con los pañales!”… de la ilusión de un embarazo a la dura realidad

Comprar los productos de aseo personal y de limpieza en Venezuela se ha convertido en un "toque de suerte". Mientras los anaqueles de las farmacias y supermercados están vacíos, los comerciantes informales tienen pañales desechables, papel higiénico, champú, desodorante, afeitadoras y más.

“¡Suerte con los pañales!”… de la ilusión de un embarazo a la dura realidadEn las farmacias los pañales y productos de aseo personal brillan por su ausencia. Crédito: Mariely Márquez/ Sumarium
Publicada por: el marquezmarielyc@gmail.com @PeriodistaMarie

Marbelis Contreras, una joven profesional de 34 años, casada hace siete años y con dos hijos, un niño de 6 años y una niña de 2 años, sin planificarlo salió nuevamente embarazada en estos tiempos donde encontrar pañales en Venezuela se ha convertido en un completo desafío.

Cuando Marbelis le contó a su prima Anginey que está embarazada, ella no pudo evitar su cara de sorpresa ante la situación que se está viviendo en el país con los pañales y la leche. No sabía si felicitarla o alarmarla, sin embargo le respondió: “No te puedo reprochar porque tampoco hay condones, las pastillas anticonceptivas son pocas las marcas que se encuentran y a todas las mujeres no nos caen bien, y ni decir de la pastilla de emergencia, tampoco hay”.

Tras la noticia, Anginey fue precisa en decirle que desde ya tiene que comenzar a comprar pañales.

Marbelis que ya tiene un mes de embarazo cuenta con ocho meses para recorrer las farmacias e ir comprando los pañales que pueda, pues ante la falta de este producto, nadie le garantiza que una vez que nazca su bebé, los anaqueles estén surtidos.

Con rostro de resignación a Marbelis le tocó decir: “Ni modo, me tocará pasar por las farmacias para comenzar a comprarlos desde ya y decirle a mi familia que también me ayude en este laberinto. No me importa que tamaño o marca encuentre igual crecerá, lo importante es encontrar algo”.

Actualmente en todo el país poder comprar pañales desechables se ha convertido en una pesadilla para las madres, tener que enfrentarse a las largas colas cada vez que llega el producto. Además, de pedirle a Dios que estén vendiendo la talla que realmente necesitan sus hijos y que por lo menos permitan comprar aunque sea dos paquetes y no uno.

En el Zulia la situación es peor...

Si en Caracas cuesta encontrar pañales, en el interior del país la situación es mucho más grave, como es el caso de Maracaibo, estado Zulia, donde para vender uno o dos paquetes, las mujeres embarazadas tienen que ir personalmente al supermercado o farmacia y si ya dio a luz deben llevar la partida de nacimiento de su hijo.

Ante esta situación Mileidis Churio, una joven maracucha de 27 años de edad que tenía seis meses de embarazo de alto riesgo, tuvo que ir a la farmacia por los pañales. Tras cuatro horas en cola y de pie, una semana después, lamentablemente, perdió a su bebé cuando solo le faltaban tres meses para dar a luz. Esta medida irresponsable que busca “evitar” el “bachaqueo” le arrebató la vida a un ser inocente y un pedacito de su corazón.

“Y LOS COMERCIANTES INFORMALES SURTIDOS”

Los comerciantes informales venden los productos más buscados al triple del precio regulado y hasta más. Crédito: Mariely Márquez/ Sumarium.

No solo los pañales desechables están escasos, también las toallas sanitarias, el papel higiénico, el champú, acondicionador, desodorantes, afeitadoras, estos como los más básicos y esenciales para el aseo personal, sin mencionar la ausencia de acetona o removedor de pintura de uñas, espuma para rasurar, tintes para el cabello entre otros productos.

Una de las razones de indignación de los venezolanas es cuando llegamos a las farmacias o supermercados y observamos que en los anaqueles no hay absolutamente nada de lo que estamos buscando en el área de higiene personal y de limpieza, porque este último tampoco se escapa de la escasez. Sin embargo, los comerciantes informales si los tienen y con una variedad de marcas y presentaciones para escoger, eso sí, con los precios muy por encima del regulado.

Un poco de alivio por encontrar lo más buscado, pero al mismo tiempo causa impotencia, son sentimientos contraídos lo que da cuando al llegar a Petare por la estación del Metro vía La Urbina, se pueden ver a un despliegue de comerciantes informales vendiendo estos productos sin ningún pudor, pañales desechables entre 550 a 700 bolívares dependiendo el tamaño y la demanda, champú a 150, desodorantes desde 100 a 150 bolívares, rasuradoras a 150, acetona a 150, detergente a 300 bolívares de 2,7 kilos, estos precios triplican el regulado y las autoridades no hacen nada para evitar este negocio ilícito, solo un decreto contra ellos que se quedó en la Gaceta Oficial N° 40.526 de fecha 24 de octubre de 2014.

A las familias venezolanas no les ha quedado otra opción que verse obligados a contribuir con los “comerciantes informales” mejores conocidos como (buhoneros) o (bachaqueros) y comprar lo que ellos sí tienen.

¿QUÉ SERÁ LO QUE ESTÁ PASANDO CON ESTOS PRODUCTOS?

Estos productos y mucho más se ven en los alrededores de la estación del Metro Petare. Mariely Márquez

Para los venezolanos aún no está clara cuál es la raíz de la falta de productos en los anaqueles, mientras el Gobierno le echa la culpa a la “guerra económica”, los analistas de economía dicen que es por falta de divisas y baja producción.

Para Sumarium, el economista José Guerra y el director de Econométrica, Angel García Banchs, dijeron a qué se deben las principales causas de la escasez de los artículos de higiene personal y de limpieza.

1- Falta de entrega de dólares a las empresas, “si no hay divisas no hay materia prima para la producción”, dijo Guerra.

2- Control de cambio y que “las divisas se asignen ineficientemente a disposición de un buró político que desconoce las preferencias de los venezolanos y las capacidades productivas de las distintas empresas”, agregó García Banchs.

3- Control de precios, esto hace que los precios estén por debajo del costo de producción, lo que desestimula la producción. El establecimiento de precios artificialmente bajos, regulados por el Estado, desborda la demanda de mercancía y hace que se genere una brecha enorme entre lo que es la oferta y la demanda”, explicó el director de Econométrica.

Productos de higiene personal se distribuirán por cuotas ¿Será la solución?  
Recientemente, específicamente el pasado domingo el ministro de Alimentación, Carlos Osorio que “no controlábamos los productos de higiene, hogar y aseo personal; ahora controlaremos la distribución de 6 productos como son pañales, jabón y detergente, entre otros”, la pregunta: ¿Será ésta la solución de la escasez de los mismos en los anaqueles no solo de Caracas, sino de todo el país?

Habrá que esperar para saber si esta medida realmente funcionará la pagina Última Noticias, publicó que los productos de higiene y limpieza personal llegarán por cuotas a cada estado del país.

Este problema de tener que hacer largas colas, estar recorriendo varios establecimientos para poder comprar lo más necesario y sin escoger, se está viviendo en Venezuela desde el 2014 y en vez de mejorar, a pesar de varias medidas de restricciones en las compras  para evitar el “bachaqueo”, la situación es cada día más indignante para los venezolanos, pues  en la historia del país no se había vivido lo que actualmente se experimenta en todo el territorio nacional.