Pariente de futbolista mexicano podría estar implicado en su secuestro

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(México. AFP).- El secuestro de 24 horas del futbolista internacional mexicano Alan Pulido fue presuntamente ordenado por el esposo de su prima, un supuesto integrante del crimen organizado, dijo este martes la fiscalía del violento estado de Tamaulipas (noreste) al anunciar su detención.

Osvaldo Velázquez García, de 29 años, se encontraba en la misma fiesta donde estuvo el delantero del Olympiacos griego momentos antes de ser secuestrado el sábado en la capital estatal, Ciudad Victoria, y “alertó a los autores materiales del momento preciso en que salía de la fiesta” y del vehículo en que viajaba, dijo el fiscal Ismael Quintanilla, en conferencia de prensa.

Al momento de su detención esta mañana, Velázquez García disparó varias veces contra los policías federales que lo cercaban en una casa de la capital estatal y, al repeler la agresión, recibió “un impacto en el hombro derecho y un rozor en el cuello del lado izquierdo” pero su salud no corre peligro, dijo el fiscal.

Sin detallar cuál habría sido la motivación para ordenar su secuestro, Quintanilla dijo que Velázquez García había sido “plenamente” identificado como autor intelectual del crimen por parte del único de los cuatro secuestradores detenidos por el caso.

Y aseguró que pertenece a un grupo delictivo dedicado al trasiego de droga, al secuestro y la extorsión, aunque no mencionó el nombre de la organización.

El sanguinario cártel de Los Zetas domina esta zona de Tamaulipas, fronteriza con Estados Unidos, que es uno de los estados más peligrosos de México y con mayor índice de desaparecidos.

Alan Pulido, de 25 años, fue secuestrado cerca de la medianoche del sábado en los suburbios de Ciudad Victoria a menos de un kilómetro de donde se celebraba una fiesta a la que había acudido junto con su novia, a quien los plagiarios dejaron en libertad.

Las autoridades han asegurado que, aprovechando que tres de sus captores se fueron, el exseleccionado nacional sometió a uno de sus secuestradores, le quitó el celular y desde ese teléfono llamó a la línea de emergencia policíaca permitiendo su rescate la madrugada del domingo.