¿Cuál es el secreto del buen arbitraje en la Euro 2016?

Más de 93% de los fuera de juego señalados en la Euro 2016 han sido acertados. En promedio, se han mostrado 3,58 tarjetas por partido, por debajo del 4,04 de la edición pasada

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Pierluigi Collina (D) durante el juego disputado entre Portugal y Austria en el Parque de los Príncipes. Crédito: Darren Staples/ Reuters

(París, Francia. DPA).- Hace tiempo que no se recuerda una Eurocopa tan calmada desde el punto de vista arbitral, y el buen nivel de los jueces quizá tenga que ver con una circunstancia: reciben informes tácticos de los equipos, algo que seguramente los ayudó a mejorar.

A ello se refiere Pierluigi Collina, jefe del Comité de Árbitros de la UEFA, cuando asegura que a los colegiados del torneo no sólo les enseñan las últimas reglas aprobadas para los partidos, sino también cómo juegan los equipos.

Colina en la portada del videojuego PES 4

Por primera vez en la historia de la Eurocopa, los árbitros están siendo aleccionados por dos entrenadores, que les muestran los elementos clave de las tácticas de cada equipo. Por ejemplo, cómo el italiano Leonardo Bonucci utiliza un pase de 50 metros para asistir en el rápido desmarque de su compañero Emanuele Giaccherini.

“No podríamos aceptar que un árbitro después del partido dijera: ‘No me esperaba que esto o aquello sucediera'”, señaló Collina, quien fue sin duda el primer árbitro en alcanzar un estatus de estrella mediática. Hasta ha sido portada de videojuegos.

Tan meticulosa preparación de los partidos se contempla desde la UEFA como una de las razones de las buenas actuaciones de los jueces. El árbitro holandés Björn Kuipers asegura que se ha hecho todo bien cuando la gente después de un partido no pregunta quién era el árbitro.

El momento más polémico hasta ahora ocurrió durante el tercer partido de la primera fase que jugaron España y Croacia, cuando el arquero balcánico Danijel Subasic paró un penal lanzado por Sergio Ramos de España después de adelantarse varios pasos para tapar más portería.

“El portero se movió hacia adelante. No lo vieron los árbitros. Fue un error. Por desgracia sucede, pero fue un error dentro de un partido bien arbitrado”, adviertió Collina.

MÍNIMO PORCENTAJE DE ERROR ARBITRAL

La Eurocopa 2016 lleva un promedio de 3,58 tarjetas por partido, por debajo de las 4,04 registradas en la misma cantidad de partidos durante el torneo disputado en 2012. De los fueras de juego señalados, el 93,54 por ciento fueron aciertos, por encima del 90,28 contabililizado hace cuatro años.

“Han hecho un buen trabajo, no ha habido grandes problemas hasta ahora. Sin embargo, no se debe cantar victoria antes de tiempo, todavía quedan siete partidos por jugar”, afirmó el secretario general interino de la UEFA, Theodore Theodoridis.

Doce árbitros y sus respectivos ayudantes se quedaron en Francia para la etapa final del torneo, mientras que seis se fueron a casa. Collina asegura que no se debió a los malos resultados, sino “más bien a razones de experiencia, fue el primer gran torneo para muchos de ellos”.

Uno de los que se marcharon a casa fue el español Carlos Velasco Carballo, de 45 años.

Para algunos que se quedan, como el alemán Felix Brych, que arbitrará los cuartos de final del jueves entre Polonia y Portugal, los progresos de sus equipos nacionales decidirán quién tiene el honor de ser designado para la final del 10 de julio en París.

Por ejemplo, si Alemania vence a Italia el sábado, Brych se tendrá que volver a casa. Y si lo hace Italia, adiós a Nicola Rizzoli.