Diputados de la AN no se reunieron con rectores del CNE tras agresiones

Sostuvo que el país no quiere los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap), sino cambio.

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – Los diputados a la Asamblea Nacional (AN) por la Unidad fueron a la sede del Consejo Nacional Electoral (CNE) para exigir la fecha para la validación de las firmas y realizar el Referéndum Revocatorio.

El jefe de la fracción parlamentaria opositora, Julio Borges, acotó que el Referéndum Revocatorio “no se negocia”, puesto que es un derecho constitucional.

Asimismo, precisó que Venezuela lo que quiere “es que los dueños de la democracia, que es pueblo, pueda expresarse a través del RR. Aquí estamos para exigir que se anuncien los puntos de validación“.

Sostuvo que el país no quiere los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap), sino cambio y apuntó que el ente comicial “lleva 40 días de retraso, se están burlando del pueblo”.

“Vamos a seguir presionando hasta que se dé esa verificación y logremos el derecho tienen los venezolanos a validar su firma, a tener el voto y a decidir”, sumó al tiempo que recalcó que “la democracia no es de Tibisay Lucena ni de Nicolás Maduro”.

Aseveró que “Maduro es un cobarde, le tiene miedo al pueblo” e hizo un llamado al Primer Mandatario a reflexionar, a que “deje que la Constitución se aplique y que no le tenga miedo” a los venezolanos.

“Los piquetes que él (Nicolás Maduro) monta de colectivos utilizando a la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) es la violencia. Venezuela lo que quiere es paz, no quiere cola, no quiere asesinatos, quiere trabajo”, enfatizó Borges.

Rato después, Borges indicó que el rector Luis Emilio Rondón recibiría a una comisión de 10 parlamentarios y aseveró que esperan salir de ese encuentro con la respuesta de cuándo activarán la validación de las firma.

Igualmente, fustigó que la rectora Tibisay Lucena no haya “dado la cara” en las diferentes reuniones con representantes de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

Sin embargo, tras el intento de los parlamentarios en poder entrar al CNE, efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) sacaron “a la fuerza” los diputados de los predios del ente.

Los uniformados “lanzaron bombas lacrimógenas” para dispersar la concentración y un grupo de chavistas agredieron a varias personas, entre ellas al parlamentario Borges.

“RECTORAS, DÉNLE LA CARA AL PAÍS”

Por su parte, el parlamentario Juan Andrés Mejía denunció que no permiten acceso al CNE a los diputados: “Rectoras, denle la cara a un país que exige el cambio”.

Revocar a quienes nos trajeron hasta esta crisis es una necesidad y es nuestro derecho. Seguimos en la calle”, añadió.

GRUPOS “PARAVIOLENTOS” TRATAN DE CONFRONTAR

Alfonso Marquina, diputado a la AN, comentó que cada vez que se la oposición plantea una marcha, “el Gobierno a través de sus grupos paramilitares, paraviolentos tratan de hacer una confrontación con el pueblo”.

Reiteró que en Venezuela “hay poderes públicos actuando al margen de la Constitución” y expresó que “ante la intolerancia, diálogo; ante la violencia, una conducta pacífica”.

Cabe destacar que más de 60 parlamentarios se encuentran en la sede del CNE en Caracas y están acompañados de un grupo de ciudadanos que gritaban: “El pueblo tiene hambre”.

Según manifestó la periodista Osmary Hernández, se tiene previsto que a la 1 de la tarde se reanude el directorio sobre el RR.