Rajoy intentará por segunda vez investirse como presidente del Gobierno

El portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, aseguró hoy en una entrevista con RNE que su partido "no cambiará de opinión".

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Madrid, Epaña. DPA).- Nada parece indicar que vaya a haber cambios en la votación de mañana, la segunda de la investidura de Mariano Rajoy a la presidencia de España, por lo que el candidato conservador se prepara para una nueva derrota, mientras el país ve cada vez más cerca la posibilidad de que haya unas terceras elecciones.

Y es que el Partido Socialista (PSOE), que tiene la llave para la formación de Gobierno, va a mantener su voto de rechazo mañana. El portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, aseguró hoy en una entrevista con RNE que su partido “no cambiará de opinión”.

Este jueves el Congreso de los diputados de España vivió la primera votación de investidura de Rajoy, presidente del Gobierno en funciones y candidato del Partido Popular (PP), la fuerza más votada en las elecciones del pasado mes de junio.

En ella un total de 180 diputados dijeron “no” al conservador, mientras que 170 votaron “sí”, el PP, el liberal Ciudadanos y los regionalistas Coalición Canaria, con quienes había firmado un pacto previo.

Al no haber sido superada la primera votación, como marca la Constitución, los diputados fueron llamados a votar nuevamente 48 horas después. La votación se producirá por tanto en torno a las 20:00 horas (18:00 GMT) del viernes.

¿ABSTENCIÓN?

A Rajoy le bastaría una mayoría simple de votos, más síes que noes, por lo que le serviría que varios diputados se abstuvieran, algo que no está previsto que suceda, pero que el PP continúa viendo imprescindible.

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, insistió hoy en que “la llave” del desbloqueo la tiene Sánchez pero, dijo, “parece que quiere tirarla al fondo del mar” y abocar a terceras elecciones, al creer que mejorará sus resultados del 26 de junio.

Antes de la votación de mañana los líderes de los partidos intervendrán en el Congreso para fijar posiciones.

España vive en una situación inédita de bloqueo político desde las elecciones del 20 de diciembre, que tuvieron que repetirse el 26 de junio por la incapacidad de los partidos para llegar a un acuerdo de Gobierno.