Justicia brasileña bloquea bienes de OBS, difusora oficial de los Juegos Olímpicos

"De acuerdo con las investigaciones, más de 2.000 profesionales fueron admitidos por OBS por medio de contratos de Persona Jurídica y Microemprendedor Individual, siendo obligados a cumplir jornadas de trabajo abusivas, de más 10 horas diarias", precisó la fiscalía del Trabajo de Rio de Janeiro en un comunicado.

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Río de Janeiro, Brasil. AFP) – La justicia brasileña ordenó el lunes el bloqueo de bienes del grupo OBS (Olympic Broadcast Services), con sede en Madrid, responsable de la transmisión de los recientes Juegos Olímpicos, por posibles abusos en contratos laborales.

“De acuerdo con las investigaciones, más de 2.000 profesionales fueron admitidos por OBS por medio de contratos de Persona Jurídica y Microemprendedor Individual, siendo obligados a cumplir jornadas de trabajo abusivas, de más 10 horas diarias“, precisó la fiscalía del Trabajo de Rio de Janeiro en un comunicado.

El bloqueo incluye bienes como camiones, equipos de transmisión de imágenes y sonidos y muebles utilizados en las instalaciones olímpicas, así como valores de OBS en bancos brasileños. La empresa informó que está tomando acciones necesarias para ejercer su defensa. 

La medida cautelar busca “garantizar la compensación material por posibles perjuicios causados a los trabajadores contratados por la empresa” durante los Juegos Olímpicos de Rio 2016, añade la fiscalía, que demandó a la empresa ante la justicia laboral.

Los Juegos de Rio-2016, los primeros de Sudamérica, se realizaron entre el 5 y el 21 de agosto pasado y los Paralímpicos entre el 7 y el 18 de septiembre.  

Creada en 2001 por el Comité Olímpico Internacional (COI), OBS es la responsable por generar las imágenes y los audios de la señal oficial de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos y distribuirlas para las televisiones y radios del mundo con derechos de transmisión.

De acuerdo con la fiscalía, el representante de OBS en Brasil, de origen británico, “reconoció que no fue formalizado un contrato de trabajo con ningún brasileño y que todas las contrataciones se dieron por medio de personas jurídicas, microemprendedores y tercerización”. 

Pero en una declaración emitida la noche del lunes, OBS afirmó que “sin importar dónde se realicen los Juegos, los profesionales que participan en la operación disfrutan de condiciones laborales en línea con las mejores prácticas de la industria”.

Más de 7.000 profesionales de más de 70 países participaron en la transmisión de los Juegos de Rio-2016, incluyendo una buena proporción de brasileños, añadió la compañía en su declaración.  

Sobre la decisión de la justicia de Brasil, OBS dijo que “está tomando las medidas legales para garantizar su defensa”, a la vez que “no emitirá comentarios mientras el caso esté bajo revisión judicial”.