A Ramos Allup le gusta la renuncia como vía para solucionar la crisis

"Las únicas dos cosas que sostienen a este Gobierno es la cúpula militar y la Sala Constitucional del TSJ", dijo.

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium) – Henry Ramos Allup, presidente de la Asamblea Nacional, señaló en encuentro con estudiantes de la Universidad Monteávila, en Caracas, que todos los venezolanos están padeciendo la crisis por la que pasa el país y comentó que este “es el peor Gobierno que se tenga memoria”.

Asimismo, sostuvo que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, es un “infortunado síndico de la quiebra” que le ha tocado “mantenerse bamboleándose en medio de un proceso que se hace más inestable”.

“Esta crisis es un bloque donde no se puede separar lo político de lo económico y social, porque lo social y económico son simplemente las consecuencias de un proceso político equivocado e ideologizado“, añadió.

Manifestó que hay que buscarle una salida democrática pacífica, constitucional y electoral a lo que ocurre en Venezuela y apuntó que los diputados de la Unidad están “haciendo lo que prometimos en la campaña electoral, nada distinto“.

“Prometimos recuperar la autonomía del Poder Legislativo y lo estamos logrando”, agregó al tiempo que recalcó que “en un lapso de 6 meses le vamos a ofrecer al país una solución constitucional, pacífica y democrática”.

Añadió que “el primer preso político del país es el presidente (Nicolás) Maduro” y sumó que “la vía que más me gusta es la renuncia”.

“Las únicas dos cosas que sostienen a este Gobierno es la cúpula militar y la Sala Constitucional del TSJ”, aseveró al tiempo que reiteró que “ojalá aquí se produjera una salida consensuada”.

Ramos Allup destacó que “las únicas dos cosas que sostienen a este Gobierno es la cúpula militar y la Sala Constitucional del TSJ” y expresó que insistirá en un “debate en cadena de radio y televisión con el Ministro de Defensa y la Presidenta del TSJ”.

LO QUE PIENSA RAMOS ALLUP DE LA CONSTITUCIÓN VIGENTE

Enfatizó que la Carta Magna de 1961 fue “una gran Constitución” y no tiene nada que ver “con este adefesio que tenemos que cumplir aunque no nos guste, porque esta es una pobre Constitución, maravillosa en la parte programática pero cuando empiezas a ver la parte orgánica parece que alguien la escribió en un pozo séptico. No sirve para nada, es una porquería, es la verdad”.