A Fedecámaras le preocupa que las Clap sean usadas como “herramienta política”

El presidente de Fedecámaras criticó fuertemente la Ley de Inamovilidad

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela).- A su regreso de la asamblea de la Organización Internacional del Trabajo, el presidente de Fedecámaras, Francisco Martínez, en conversación con el programa Con todo y Penzini sobre la situación laboral en el país, afirmó que la actual Ley del Trabajo “no promueve condiciones de trabajo decentes, no puede tampoco promover la generación de riqueza con rentabilidad para que las empresas puedan pagarle el salario digno a sus trabajadores, más bien por el contrario ha ido inhibiendo progresivamente la posibilidad de la meritocracia, producto de que tenemos un decreto de inamovilidad que realmente iguala a todo el mundo hacia abajo, porque realmente el mérito de hacer las cosas bien, de mejorar la eficiencia, hacer que las empresas y el trabajo sea productivo no tiene ningún plan de incentivo”.

Martínez indicó que existe mucha más pobreza en el país, y que la comunidad internacional está al tanto de la situación nacional. “Hay registros que estamos llevando los empresarios, donde en los últimos ocho meses o un año, hemos visto cómo progresivamente nuestros empleados están perdiendo talla y volumen, y eso es producto de la desnutrición progresiva que estamos viviendo los venezolanos, y eso se ve sencillamente cada vez que hay una dotación de uniforme cuando los empleados y obreros empiezan a pedir uniforme con tallas inferiores”.

Entre el informe que entregó a dicha asamblea internacional, fueron los indicadores de pobreza registrados en recientes estudios. “Hay estudios muy serios como el que fue realizado por la universidad católica, la Universidad Simon Bolívar y la Universidad Central de Venezuela que han medido a la pobreza que ya han establecen que ya hay un 76% de pobres en el país y que de ese 76%, el 51 casi 52% tienen niveles de pobreza crítica, donde el 36% de esta población declara comer menos de dos veces al día, eso quiere decir que comen una vez y un poquito de lo que consiguen, eso está llevando a los venezolanos a un proceso de desnutrición y de la malnutrición que nadie está midiendo en el país en estos momento, pero que sí vamos a pagar esa factura en mediano plazo y en los próximo 10 años con la pérdida de talla, pérdida de tamaño y probablemente con algún nivel de competitividad porque vamos a tener niveles de coeficiente intelectual que en algún momento vamos a tener que pagar los venezolanos.”

LOS CLAP

Francisco Martínez expresó su preocupación ante la nueva modalidad de distribución de alimentos, en medio de una de las crisis más difíciles de desabastecimiento en Venezuela: “Los CLAP no van a solucionar el problema, eso es un paso más en la dirección equivocada como muchos pasos más que ha dado el Gobierno en la dirección equivocada, eso va a hacer muchísima más corrupción, es el poder de pocos aprovechándose probablemente de la necesidad de todo un pueblo. Lo que más nos preocupa en este momento es que los CLAP puedan ser utilizados en este momento como una herramienta política y que estén utilizando el hambre y la necesidad del pueblo como herramienta política. A nosotros nos parecería que ese es el peor error que puede cometer algún gobierno en Venezuela.”

Asimismo, aprovechó para invitar al Ejecutivo Nacional a pedir ayuda, en caso de necesitarlo. “Uno no entiende por qué tanto freno a pedir ayuda. Pedir ayuda no es malo señores, cuando tu cometes errores lo mejor es rectificar y cuando tienes un problema y te pueden ofrecer toda la ayuda que necesites para solventar el problema, es lo ideal. El mundo está preparado para ayudar a Venezuela, a todos los venezolanos, para lo que los venezolanos realmente necesitemos. El Gobierno Nacional debería escuchar un poco, tener ese acto de humildad y poder decirle al mundo “necesito ayuda, así que bueno vamos a recibirla”, porque los venezolanos realmente la vamos a necesitar.”

ACUERDOS PENDIENTES CON LA COMUNIDAD INTERNACIONAL

En cuanto al tema de las relaciones de Venezuela con la comunidad internacional, Martínez indico que “hay incumplimientos por parte del gobierno nacional, es una discusión que lleva alrededor de 14 años en el seno de la Organización Internacional del Trabajo y ya está llegando a un nivel máximo que puede haber de una queja en el mundo”. Además afirmó que “el gobierno debe entender de una vez por todas que tiene que respetar los acuerdos que tiene firmados desde hace muchos años con la comunidad nacional, hay mucha preocupación en la comunidad nacional, hay mucha conciencia, ya al gobierno le cuesta cada vez más sostener y mantener un compromiso creíble con la comunidad internacional y yo creo que es momento de que el gobierno nacional realmente cumpla con lo que pacta y cumpla con lo que establece a nivel internacional también.”

Por último, señaló que existe un alto nivel de insensibilidad por parte del Gobierno Nacional ante la crítica situación del país, y pide que el Ejecutivo permita a los empresarios trabajar. “Lo único que necesitamos es que nos dejen trabajar, porque sino, no vamos a poder y además que tenemos que hacerlo juntos, el gobierno solo no puede con este problema, no solamente de la ayuda internacional, va a necesitar de la ayuda de los empresarios, va a necesitar de la ayuda de los trabajadores y por supuesto de todos los consumidores y ciudadanos de este país.”

Créditos: Globovisión

Créditos: Globovisión