AN no sesionó y se congregó en la Maternidad Concepción Palacios

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Sumarium).- Ante la presencia de colectivos en el Hospital Vargas, los diputados de la Asamblea Nacional por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) se trasladaron finalmente este martes hasta la Maternidad Concepción Palacios localizada en la Avenida principal de San Martín, en el Municipio Libertador del Distrito Capital, para realizar unas breves declaraciones y leer un proyecto de acuerdo sobre el sector salud que no pudo ser aprobado.

El presidente del Poder Legislativo, Julio Borges, comenzó su discurso afirmándole a la prensa que había quórum y que sesionar en espacios públicos es el deber y el derecho de todos los diputados.

“En nombre de la Asamblea Nacional, como está establecido en la Constitución y en el reglamento, sobra decir que hay quórum. Nosotros habíamos convocado una sesión en el Hospital Vargas, porque es nuestro derecho y nuestro deber (…) la directiva tomó la decisión de salir esta primera vez a tocar el tema de la salud, pero lamentablemente gente violenta fue hoy por la fuerza a impedir que nosotros escucháramos al pueblo”, enfatizó Borges.

En este sentido, el dirigente de Primero Justicia ratificó que el propósito de su gestión es conseguir que Venezuela se exprese mediante el sufragio y que cada día se hace más evidente que el gobierno de Nicolás Maduro “le tiene miedo a la gente”.

“Habíamos preparado un acuerdo que obviamente no se va a aprobar por la formalidad de la sesión, pero queremos que lo conozcan. En nombre de los médicos, los enfermeros, los pacientes, queremos leer el documento y las conclusiones por el tema de la salud”, dijo el Presidente de la AN.

Antes de pasar a explicar el acuerdo, Borges, acompañado por los legisladores de la Unidad, cedió el micrófono para escuchar testimonios de algunos de los afectados por la crisis del sector, entre ellos se encontraba Susana Álvarez, quien perdió a su hija hace seis meses en el hospital J.M. de los Ríos, y denunció que siguen muriendo niños por la situación precaria en la que se encuentra el centro asistencial.

“DESMENTIR AL GOBIERNO DE NICOLÁS MADURO”

“Lo que pasa en el J.M. nadie me lo contó, lo vivo, yo sigo yendo al J.M. todas las semanas, los niños mueren (…) Este año empezó de negro, el pasado 31 una niña comenzó a padecer un problema intestinal y como no hubo quirófano ni cómo trasladarla a otro centro de salud falleció el primero de enero“, manifestó Álvarez.

En la rueda de prensa también participó una empleada de la Maternidad Concepción Palacios de apellido homónimo, quien aprovechó la oportunidad para criticar la mala remuneración salarial y el maltrato que han recibido por parte de las autoridades del ministerio de Salud.

Asimimo, un doctor residente del Hospital Central de Barquisimeto exigió la creación del canal humanitario, para evitar las muertes de los pacientes.

“Soy médico residente y paso las 24 horas en un hospital viendo morir a cientos de pacientes por no tener los insumos médicos (…) Es culpa de Maduro y de la Ministra de Salud (…) La solicitud es sencilla, apertura de canal humanitario, queremos cumplir con nuestro juramento hipocrático”, afirmó.

Seguidamente, el diputado Julio Borges retomó el micrófono para indicarles a los periodistas que “hoy la violencia quiere impedir que conozcan la realidad del país y por eso vamos a seguir buscando el cambio” y garantizó que el Parlamento no dejará de salir a las calles.

Para concluir la actividad, el diputado José Manuel Olivares explicó que el punto fundamental del acuerdo en materia de salud es desmentir al gobierno de Nicolás Maduro.

“Hace mes y medio Delcy y Jorge Rodríguez anunciaron la compra de medicinas para resolver la crisis humanitaria. Hoy queremos desmentir al gobierno, es mentira que hayan comprado medicamentos a estas alturas. Queremos exigirle a Maduro que haga efectiva la compra de medicinas y reiterarle a la Ministra (Luisana Melo) que las diferencias políticas no pueden estar por encima de las necesidades de la gente”, finalizó Olivares.