“El TSJ busca callar y amordazar al país”, dice “Chúo” Torrealba

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- El secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús “Chúo” Torrealba, calificó la última sentencia del Tribunal Supremo de Justicia como “absolutamente inconstitucional”.

Recalcó que “el TSJ busca callar y amordazar al país” al prohibir ya no las protestas sino “incluso” las convocatorias.

En este sentido, recordó que “no hay nada por encima de la Constitución, ahí está el derecho a la manifestación pacífica, a la libertad de expresión y al libre tránsito”.

Lea también: Prohíben actos que alteren el orden público e instigaciones a autoridades

Agregó que el accionante, el Procurador General encargado, Reinaldo Muñoz, no reúne los extremos de ley para ocupar ese cargo.

En su criterio, estas acciones ocurren por el “miedo de la burocracia al pueblo, miedo de la cúpula corrupta al pueblo. A esa práctica, que ya la han venido haciendo, la criminalización de la protesta, la judicialización de la protesta, ahora quieren darle un barniz legal con una sentencia del TSJ”.

UNIDAD

Torrealba reflexionó sobre los ataques, en especial a través de las redes sociales, que han sufrido dirigentes de la Unidad Democrática que participan en las negociaciones de la llamada Mesa de Diálogo.

Indicó que siempre hay que ser críticos y cuestionadores, pero enfatizó que “de esa manera ni se avanza, ni se construye”.

Rechazó que se quiera “fusilar” a Carlos Ocariz, quien a su juicio es un luchador que pone en juego su cara y su dignidad y que ha construido “una fortaleza” en el municipio Sucre, en Petare, por su trabajo con la gente.

“Tener nosotros como pueblo, como ciudadanía democrática, la fortaleza espiritual suficiente, para saber que somos una sola ciudadanía avanzando, que no podemos estar destruyéndonos entre nosotros, que el adversario está al frente, no a los lados”, acotó.

También se refirió a la unidad a nivel de dirigencia. “La unidad no es una barajita, que se puede utilizar en tiempos de elecciones, la unidad no es una tarjeta, no es simplemente una ‘manito’. En el país nadie nos va a hacer caso, porque si estamos divididos la gente sabe que esto no va a llegar a ningún lado. Y en el mundo, menos. Porque va a entender que si un sector político no es ni siquiera capaz de entenderse entre sí, mucho menos será capaz de asumir la conducción del Estado”, manifestó.

“La unidad es una necesidad estratégica del pueblo venezolano. En estos momentos de crisis terminal del régimen, el que por apetencias personales, con el pretexto que sea, intenta vulnerar esa unidad, es una agresión precisamente contra el pueblo”, enfatizó el secretario de la Unidad.