Rafael Ramírez dice que emisarios del Gobierno de Maduro “han ido al norte a ofrecer acuerdos”

Publicada por: Redacción Sumarium el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- El exembajador de Venezuela ante la Organización de Naciones Unidas (ONU) Rafael Ramírez aseguró hoy que el Gobierno de Nicolás Maduro ha buscado establecer un pacto con Estados Unidos, que ha sancionado a varios altos funcionarios del país caribeño y tilda de “dictadura” a la Administración chavista.

“El Gobierno, de manera secreta, ha tratado de establecer algún tipo de pacto con el imperio, pero este quiere la entrega de todo. Emisarios especiales y ministros, han ido al norte a ofrecer acuerdos”, reza una carta abierta firmada por Ramírez y publicada este domingo en el diario venezolano Panorama.

“En Nueva York era conocido que dos ministros fueron a hablar con la Exxon Mobil a ofrecer arreglos, volver a la Faja Petrolífera, incluso explotar de conjunto las áreas limítrofes del país usurpadas por ellos de facto. Ni siquiera los recibió el presidente de la empresa. Las trasnacionales lo quieren todo”, agrega el escrito.

El ex alto funcionario chavista, en su misiva, rechaza también la actuación del fiscal general Tarek William Saab en el caso de corrupción dentro Petróleos de Venezuela (Pdvsa).

Ramírez explica que el Fiscal chavista quien tiene amplia cobertura mediática “viola” sus derechos fundamentales en el caso de presunción de inocencia y debido proceso al solicitar una orden de captura con “alerta roja” a la Interpol como “si se tratara de un delincuente”.

El Fiscal chavista actúa bajo “órdenes del presidente Nicolás Maduro y su entorno íntimo” como si fuera un “títere”, dice Ramírez porque él no es capaz de “llevar adelante esta canallada por sí solo”. 

En ese sentido Ramírez rechazó mediante una carta publicada por Panorama, que el Fiscal “arremetiera contra su persona y su gestión” cuando dice que él nunca abusó del poder y que logró derrotar con “éxito” el capital transnacional y la hegemonía para el desarrollo del modelo propio.

“¿Por qué se arremete contra Pdvsa y nuestra Política Petrolera?, una de las empresas más importantes del mundo, que la rescatamos junto a Chávez, los trabajadores y el Pueblo, del sabotaje petrolero, de la privatización, que operó como la empresa más exitosa del país, que cumplió todas las tareas asignadas para derrotar la pobreza”, detalla en su carta.

Rafael Ramírez resaltó que la “respuesta es dura” porque aunque no se quiera reconocer “este gobierno hace tiempo que está lejos de ser, lo que nuestro Comandante Chávez quería para su pueblo”.

Asimismo, explica que el presidente Maduro desde un principio fue rodeado por un “grupo extraño” formado por sectores políticos y empresarios, quienes lo convencieron de que él debía de tener su propio liderazgo , su propio perfil, olvidando que el primer Mandatario llegó al poder porque el Chávez le pidió al país antes de su muerte que votaran por él.

“Pero, el Comandante en su última alocución del 8 de diciembre, nunca dijo que cambiara a su gobierno, sus políticas, se trataba de poder asumir una nueva elección, si él no estuviese en condiciones de ejercer la Presidencia”, detalla Ramírez.

El nuevo presidente no entendió que “no se trataba de sustituir a Chávez sino de continuarlo” porque el pueblo nunca quiso cambiar a Chavez, lo perdió en batalla, agrega Ramírez.

El también expresidente de Pdvsa, criticó que el heredero se apartara de las políticas de Chávez, de su forma forma de Gobernar y de sus principios de actuación.

Asimismo, rechaza que Maduro ejerza autoridad sobre un movimiento político porque a su juicio eso no se decreta, se conquista con trabajo, estudio y disciplina, sin parcialidades de grupos sobre los intereses mezquinos.

Ramírez resaltó que los últimos cinco años están llenos de iniciativas fallidas e improvisadas, lo que demuestra la “incapacidad del Gobierno” para resolver los problemas del pueblo, por lo que considera que le han hecho un “daño grande a la revolución bolivariana y a las instituciones del Estado”.

El exembajador responsabiliza en su carta al Ejecutivo por lo que le pueda ocurrir a él o a su familia porque “cuando se desatan los demonios cualquier cosa puede suceder”.

El gobierno, de manera secreta, ha tratado de establecer algún tipo de pacto con el imperio, pero éste quiere la entrega de todo.

Emisarios especiales y ministros, han ido al norte a ofrecer acuerdos, se ofrecen oportunidades petroleras, contribuciones a la toma de posesión del Presidente, han hecho de todo.

En Nueva York era conocido que dos ministros fueron a hablar con la Exxon Mobil a ofrecer arreglos, volver a la Faja Petrolífera, incluso explotar de conjunto las áreas limítrofes del país usurpadas por ellos de facto.

Ni siquiera los recibió el presidente de la empresa. Las transnacionales lo quieren todo.

“Hoy día, soy un perseguido político. Sigo firmemente convencido que nuestro país y nuestro pueblo merecen un destino mejor, y por ello lucharé asumiendo las consecuencias de cualquier agresión en ese pacto tácito con nuestros enemigos, en destruir mi nombre y horadar mi honor, en hacerme daño”, agrega el extitular de Pdvsa.

Lea La carta completa aquí