El País: Venezuela, del diálogo fallido al fraude electoral

El texto destaca los pronunciamientos y esfuerzos realizados por Mauricio Macri y Luis Almagro, pero afirma que no es suficiente

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: Prisa Noticias

(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- Rubén M. Perina, profesor adjunto de la George Washington University, opina que el diálogo y el revocatorio son la única la vía pacífica y democrática para resolver la crisis política y humanitaria.

En un artículo publicado por El País, afirma que dicho diálogo es pretendido desde el año 2002, por lo que no ha prosperado. Razón por la cual el régimen chavista quiere impedir que el referendo revocatorio se realice en 2016.

El autor expresa que el diálogo no avanza “porque siempre fue una farsa del chavismo”, utilizándolo como cortina de humo para ponerle trabas al revocatorio, ya que desde el oficialismo saben que si se lleva a cabo, significaría el fin de Nicolás Maduro y el régimen.

Para ello consiguió el apoyo del Secretario General de la Unasur, Ernesto Samper, quien nombró como facilitadores a José Luis Rodríguez Zapatero, Leonel Fernández y Martín Torrijos. Los frutos de este diálogo han sido nulos, ya que ni siquiera existe una conversación formal. Prueba de ello es que ahora se ha solicitado la mediación del Vaticano. Mientras, la crisis humanitaria, económica y social agudiza los problemas de Venezuela. Sumado a la represión, la persecución y encarcelamiento de líderes de la oposición.

Para Perina, “el diálogo sólo tiene sentido para la oposición y su Mesa de Unidad Democrática (MUD) si es para garantizar el RR antes del 10 de enero, liberar los presos políticos, aliviar la crisis humanitaria y restaurar el respeto del Estado de derecho y la división de poderes”.

Si esto no ocurre, el articulista propone la desobediencia civil y la rebelión pacífica, consagradas en la Carta Magna en sus Artículos 333 y 350.

En el texto se afirma que el ejecutivo ejerce un férreo control en el CNE introduciendo lo que llaman “elementos fraudulentos”. Ejemplifica y cree que Hugo Chávez ganó el referendo del 2004 “dudosamente” y opina que si el presidente es electo por circunscripción nacional y debe ser revocado de igual forma.

Una forma de solucionar el problema es priorizando cada problema como el fraude electoral, el encarcelamiento de líderes opositores, la alteración del orden constitucional democrático y la crisis humanitaria. Urge un pronunciamiento de los países hemisféricos y sus gobiernos que demanden un RR “a tiempo”, la liberación de presos políticos, la ayuda internacional y las sanciones de los organismos de los que Venezuela es parte, como el Mercosur.

El texto destaca los pronunciamientos y esfuerzos realizados por Mauricio Macri y Luis Almagro, pero afirma que no es suficiente. Finaliza diciendo que la incógnita es si esa mayoría permanece impávida y cómplice de Maduro por omisión, o denuncia sus violaciones a los derechos humanos y su alteración del orden democrático venezolano.

Para leer el texto original, haga click AQUÍ