Yoel Finol superó al Muhammad Ali británico y se metió en cuartos

Publicada por: el redaccionsumarium@gmail.com @sumariumcom

Crédito: Reuters

(Río de Janeiro, Brasil. AP).- Único sobreviviente del equipo de ocho pugilistas que trajo su país a los Juegos Olímpicos, el “Caciquito” Finol derrotó por decisión unánime (3-0) al joven Ali y se metió a los cuartos de final de la división mosca (menos 52 kilogramos).

Tres jueces coincidieron en darle a Finol tarjetas de 30-27, 30-27, 30-27, y el venezolano quedó a solo un paso de meterse a la lucha de medallas. Antes, empero, debe superar el miércoles al cuarto preclasificado, el argelino Mohamed Flissi.

“Gran nombre… es un buen peleador como el propio Muhammad Ali; va para adelante este boxeador de Gran Bretaña”, dijo el mosca venezolano, de 19 años. “Vamos tras la medalla que tanto quiere el pueblo venezolano”.

El británico tomó el nombre de la leyenda del boxeo estadounidense, fallecido a inicios de junio, y había declarado su deseo de llegar a lograr algún día al menos la mitad de lo que fue esa súper figura.

Un grupo de británicos, con una bandera, alentó a su peleador en la arena de Riocentro con “Ali, Ali, Ali”.

Pero Finol, con más movilidad y golpes efectivos, le ganó el duelo a su rival de 20 años, al que conoce muy bien porque han coincidido en campeonatos mundiales amateur. Sin embargo, nunca habían peleado.

“Seguro ha visto mis peleas y sabe que boxeo, y dijo ‘tengo que salir a buscarlo”’, señaló Finol. “Le hice caso a mi esquina, que me pidió que atacara, que me moviera”.

Pero el venezolano también se le paraba al británico y lo sorprendía con una seguilla de golpes.

Finol es ex cuñado del extinto monarca mundial Edwin Valero
, quien murió ahorcado en una celda tras confesar el asesinato de su pareja en abril de 2010. La víctima era hermana de Finol.

Pero el chico venezolano, oriundo de la ciudad andina de Mérida, ha dicho que no guarda ningún rencor y asegura que Valero, recordado en el boxeo por la seguidilla de nocauts que recetó en su carrera, lo motivó y le enseño el deporte en sus inicios.

“Siempre los recuerdo a donde voy”, expresó.